Alemania cumple 60 años

Artículo publicado el 25 de Mayo de 2009
Artículo publicado el 25 de Mayo de 2009

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

Los alemanes celebraron el sábado el 60º aniversario de su Ley Fundamental (Grundgesetz). La entrada en vigor de la Constitución, el 23 de mayo de 1949, supuso el nacimiento de la República Federal de Alemania. La prensa europea comenta el aniversario

Delo - Eslovenia

El periódico Delo escribe que la Ley Fundamental se habría convertido tras la II Guerra Mundial en un "verdadero punto de identificación" para los ciudadanos de Alemania: "El sentimiento de unidad con los valores de libertad propios de la Ley Fundamental deberían convertirse en el verdadero amor a la patria. Hoy, 60 años después de su aprobación, sigue siendo un texto que ha llevado adelante no solo la democratización, sino también un milagro económico, de dimensión no sólo monetaria. Tras el fin de la Guerra Fría y tras la reunificación, Alemania se ha transformado en otro Estado que se va liberando lentamente de sus antiguos pesos y que defiende decididamente sus propios intereses. A pesar de la advertencia del antiguo canciller federal Helmut Schmidt sobre que Alemania debería retraerse un poco más en materia de política exterior, su ejército está presente mucho más allá de sus fronteras. El mayor desafío de Alemania sigue siendo unir lo máximo posible sus propios intereses con los europeos para el provecho común".

Peter Žerjavič

Jyllands-Posten - Dinamarca

"En el mundial de fútbol 2006 se vieron por primera vez simpatizantes alemanes que blandían la bandera negra, roja y dorada. Tanto tiempo tuvo que pasar hasta que desaparecieron los últimos fantasmas", escribe el periódico Jyllands-Posten. También el papel de Alemania en el trabajo conjunto internacional sería destacable: "Nadie habla de los países pequeños del mismo modo en que lo hace Alemania. De ello también sacó partido Dinamarca en 1992 tras el 'no' al tratado de Maastricht. Alemania ha hecho patente una reserva de tal magnitud en el marco internacional que, paradójicamente, ha sido objeto de críticas por parte de los viejos opositores del país. Hasta los últimos años, Berlín no ha comenzado a participar en las misiones militares de la ONU en el extranjero. Alemania es un gran éxito; un largo collar de perlas de triunfos democráticos. Al pensar en el punto de partida de 1945, no resulta asombroso que la palabra 'milagro' aparezca tan a menudo en relación con la nueva Alemania".

©Chris Grabert/flickr

Frankfurter Allgemeine Zeitung - Alemania

El diario Frankfurter Allgemeine Zeitung alaba la capacidad de resistencia de la Ley Fundamental alemana: "La unificación está sellada por la Constitución, y la Ley Fundamental también le supuso el marco sólido, adecuado -a pesar de todas las críticas que, llenas de romanticismo democrático, abogaron hace 20 años por una nueva creación por reunión constituyente. No obstante, desde el punto de vista político, económico y espiritual, las décadas han dejado huella y han arrojado nuevos problemas. El Estado social ha llegado a estar bajo presión, el sistema de partidos ha cambiado, los discursos de oesteey del este muestran que la reunificación no es perfecta. Nuestro sistema político también pasará esta prueba. La Ley Fundamental es lo suficientemente flexible como para soportar los consiguientes pesos y lo suficientemente abierta como para poder acompañar otros desarrollos -como, por ejemplo, la Unión de Europa".

Günther Nonnenmacher

Polska - Polonia

El diario Polska considera la creación de la República Federal de Alemania hace 60 años como un "golpe de suerte sin precedente en la Historia alemana": "Por primera vez, [los alemanes] pueden estar satisfechos de todo lo que cantan en su himno: unidad, derecho y libertad. Y el destino les ha deparado incluso mucho más: bienestar. Lástima que la última noticia de portada del semanal Der Spiegel [que se refiere a los colaboradores de Hitler de otros países] ensombrezca ese ambiente festivo. Cuando el Consejo parlamentario de Bonn anunció el 23 de mayo de 1949 la aprobación de la Ley Fundamental, Alemania era un país dividido y no soberano. Por eso se decidió no llamar a la Ley Fundamental nueva Constitución alemana. [...] Los alemanes occidentales fueron capaces de ampliar su libertad rápidamente y sin violencia. La clave de ello fue la integración en Occidente".