Berlin: tumbas de migrantes frente al Bundestag

Artículo publicado el 24 de Junio de 2015
Artículo publicado el 24 de Junio de 2015

Habían amenazado con hacerlo y lo cumplieron; el arte subversivo del colectivo Zentrum für politische Schönheit (Centro de Belleza Político), reunió a cerca de 5.000 personas este domingo para transformar el distrito gubernamental en un enorme cementerio simbólico para denunciar la muerte de miles de migrantes en el Mediterráneo. Aquí os dejamos esta fotogalería de un acto cargado de simbolismo.

"Los muertos vienen", un proyecto artístico y contestatario del colectivo Centro de Belleza Política, que culminó con la "marcha de los dispuestos" el domingo. La idea era enterrar frente al Bundestag los cuerpos de varios migrantes muertos. Ante el impedimento de la policía, los participantes decidieron hacer un enterramiento simbólico. 

Alrededor de 5.000 personas se reunieron para "enterrar" metaforicamente a los fallecidos en el Mediterráneo a la vista de los "asesinos burocráticos", según afirmó el colectivo. 

El fotógrafo Oliver Feldhaus dijo en Facebook que los actos subversivos actúan como un "arma" que probablemente pueda socavar la autoridad de los líderes políticos.

Al prohibirse el uso de material pesado para realizar los enterramientos, los manifestantes utilizaron cucharas, botellas, patinentes y cualquier utensilio que les ayudara para tal fin. 

A

A pesar de la presencia policial, los manifestantes fueron capaces de llegar hasta la pradera del Bundestag.

En un primer momento acudieron a la zona 200 policías, más tarde se desplazaron otros 200.

El grupo de artistas anunció que quería enterrar cadáveres reales frente a la Cancillería. Finalmente la policía prohibió esta intención.

"La sola idea de robar los cuerpos de los muertos provoca más emoción que 1.000 muertes reales en las fronteras de la UE", dice Anita en Twitter.

Salvo la detención de algunos manifestantes, la acción se desarrolló de manera pacífica en líneas generales. 

Am El domingo por la noche el césped del Bundestag se convirtió en un cementerio; más de 100 tumbas fueron cavadas.