Cadáver Exquisito en El País de los Mirlos Negros: capítulo siete

Artículo publicado el 21 de Septiembre de 2014
Artículo publicado el 21 de Septiembre de 2014

¿Fue Kosovo, a comienzos del 2000, escenario de tráfico de órganos de prisioneros serbios perpetrado por guerrilleros kosovares? Un hombre que es descendiente de las instituciones europeas intentará desenmascarar varias respuestas. Se trata de Dick Marty. Conversaciones engañosas en Lausana.

VII - Bufé frío en Lugano

Dick Marty, miembro de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, tiene nombre de poli americano pero en realidad es un fiscal suizo. En junio de 2008, la Institución de Derechos Humanos, con sede en Estrasburgo, comienza a preocuparse por las revelaciones que contiene el libro de Del Ponte. El Consejo le pide a Marty que abra una investigación.

"El Consejo de Europa me ha permitido trabajar en confianza con mis fuentes y he de garantizarles un anonimato absoluto. Mi ayudante y yo, personalmente o directamente hemos tenido encuentros con los testigos: hoy día están absolutamente aterrorizados. Algunos fueron asesinados, mientras que familias enteras han sido sometidas bajo presión y a intimidaciones. Trabajé absolutamente de forma confidencial, no conservo ningún dato en el ordenador, ningún nombre ni documentos", me explica Marty, atacando enérgicamente sus tomates y mozzarellas en un bufé de una estación suiza donde él me citó.

En su informe sobre los tratamientos inhumanos y los tráficos ilícitos de órganos humanos en Kosovo, Marty menciona el trágico destino reservado para "300400 presos serbios y albaneses", víctimas de un mercado negro internacional de órganos. Además de la "casa amarilla" de Burrel, Marty identifica "tres sitios en Albania que han servido de estación y parada". Describe una "granja situada en Fushë-Krujë, cerca del aeropuerto de Tirana, transformada en clínica improvisada, donde los prisioneros fueron abatidos generalmente de una bala en la cabeza antes de que sus riñones fuesen extraídos y enviados al extranjero". ¿La tarifa de un riñón en el mercado negro? Cerca de 50.000 euros. Suficiente para financiar la actividad de resistencia del UÇK.

Leer el reportaje en PDF.

Según Marty, "hubo miles de desaparecidos durante el conflicto de Kosovo. Que estos prisioneros hubieran sido asesinados en el transcurso o no de un tráfico de órganos no cambia nada: probablemente están muertos", expone él. "El tráfico ciertamente afectó solo a un puñado de individuos. Más importante, a mi juicio, es el lazo entre política y poder y la impunidad concedida a los dirigentes de Kosovo". En su investigación, Marty describió hechos, lugares y sobre todo aportó nombres. Excombatientes del UÇK, antiguos maestros del crimen organizado de la región y quienes ahora han accedido a las más altas esferas del poder de Kosovo. "Todo el mundo se conoce en Pristina, es una ciudad muy pequeña. Los locales conceden favores a los internacionales o viceversa. Mucha gente que trabajaba para la MINUK son hoy día consejeros políticos de primer plano del gobierno".

Marty tambíen denuncia el papel jugado por Hashim Thaçi, convertido entretanto en Primer ministro de Kosovo. "Thaçi, durante y después de la guerra, era el dueño de un número incalculable de actividades ilegales,  incluido el tráfico de heroína y una constelación de centros de detención secretos en Albania, donde los prisioneros eran sujetos a actos de torturas, asesinatos y víctimas de tráficos de órganos", escribe Marty. Desde 1999, el FBI había prevenido a los dirigentes americanos que Thaçi tenía un pasado criminal. "El pasado se acabó, necesitamos a alguien para el futuro", responde pragmáticamente la secretaria de Estado americana Magdalena Albright, que había necesitado parada en tierra para la intervención militar aérea. "En febrero de 2008, es el mismo Hashim Thaçi quien proclama unilateralmente la independencia de la antigua provincia serbia, a la gran perjudicada ciudad de Belgrado. El entusiasmo en las calles de Pristina está en su cumbre por el nacimiento de este 'Kosovo orgulloso, independiente y libre'. Una escultura gigante es erigida delante del antiguo palacio de deportes, tomando la denominación de Newborn, como "recién nacido". "Quizá... quizá, la independencia de Kosovo llegó demasiado rápido, por lo que entonces fue un error", resalta Marty. "Solo tengo una certeza hoy día: la colusión de los gobernantes con todos los tráficos que existan en Kosovo, ya sea la droga, las armas, la prostitución o los seres humanos".

Azar o coincidencia, cuando Marty presenta sus conclusiones al Consejo de Europa, otro escándalo salpica al gobierno kosovar: el caso de la clínica Medicus. Según Dick Marty, no hay ninguna duda de que el asunto Medicus y el de la inmediata posguerra están "vinculados", tanto en la actividad, como en la nebulosa de personas de altos cargos implicadas.

Marty piensa que es la clínica Medicus quien "tomó el relevo" al principio de los años 2000 del mercado negro de prisioneros de guerra serbios, institucionalizando de algún modo el crimen de guerra. "Los nombres de las mismas personas son citados en los dos casos. Y la clínica Medicus funciona desde hace una decena de años, la misma época en que la comunidad internacional estaba presente en Kosovo". Dick Marty, sin embargo, fue citado a comparecer en 2012 en la investigación penal sobre Medicus, pero se negó a presentarse en Pristina, alegando su inmunidad diplomática. "Mis conclusiones sobre las prisiones secretas de la CIA en Europa del Este han sido recibidas de la misma manera. Me acusaron de calumnias e incluso presentaron quejas en mi contra", dice el antiguo fiscal con calma. "Y los cables de Wikileaks llegaron y han confirmado todo esto que yo había descubierto. Pasará lo mismo con los tráficos de órganos en Kosovo".

ACABAS DE LEER EL TERCER EXTRACTO DE NUESTRAS INVESTIGACIONES SOBRE EL SUPUESTO TRÁFICO DE ÓRGANOS EN KOSOVO. DURANTE TODO EL VERANO, ENCONTRARÁS LA SUCESIÓN DE UNA GRAN HISTORIA CON VERDADEROS AIRES DE SUSPENSE EN TU ÚNICA Y ENTRETENIDA REVISTA EUROPEA. MÁS INFORMACIÓN AQUÍ.

TAMBIÉN TIENES LA POSIBILIDAD DE LEER NUESTRA INVESTIGACIÓN EN CONTENIDO AUMENTADO EN ESTA DIRECCIÓN (EN FRANCÉS).