Camorra, desde España con furor

Artículo publicado el 21 de Junio de 2007
Artículo publicado el 21 de Junio de 2007

¿El paradigma de italiano perfecto? Pizza, mandolina y... mafia.

Esta semana nos ocupamos de la camorra, una asociación criminal nacida y activa en la región de Campania, en el suroeste de la península itálica, sobre todo en la provincia de Nápoles. Una realidad sobre la que se vuelve a hablar mucho en Italia gracias al libro de Roberto Saviano Gomorra (editado en España este año), cuya publicación le ha acarreado al autor amenazas y le obliga a llevar escolta.

No es sorprendente. El término “camorra” evoca de por sí la violencia y la prepotencia ejercida por las diferentes organizaciones criminales camorristas de cara a aquellos que se rebelan contra su poder.

Existen diversas hipótesis acerca del origen de la palabra. La más conocida la relaciona con una chaqueta corta que llevaban los bandoleros españoles del Reino de Nápoles, llamada gamurra.

Otros la relacionan con la “morra” (un antiguo juego popular muy difundido en Italia que era objeto de apuestas), y en concreto con el ca murra (capo della morra, “jefe de la morra”), que era quien resolvía las disputas entre jugadores en la Nápoles dieciochesca.

Pero aún hay más. Otros afirman que la palabra deriva de un tal Ramón Gamur, un aventurero español del siglo XVII que habría fundado en Nápoles una organización criminal a imagen de la nacida en Sevilla en el siglo XV, la Garduña. Si tal hipótesis fuese cierta, no debería parecer extraño el hecho de que, como describe Roberto Saviano en su libro, muchos camorristas se refugien en la Península Ibérica. Por último, añadir que esta organización mafiosa fue fundada oficialmente en 1820 con el nombre, ni más ni menos, de Bella Società Riformata.