Casi 300 Rambos en un avión

Artículo publicado el 4 de Abril de 2008
Publicado por la comunidad
Artículo publicado el 4 de Abril de 2008
No Armas
leo.prie.to Muy pronto los aeropuertos de Europa se parecerán a la película “Aterriza como puedas”. El Parlamento europeo acaba de aprobar un nuevo Reglamento por el cual los países europeos podrán autorizar que agentes de seguridad viajen armados en los vuelos. Así que la próxima vez que cojan un avión, puede ser que su acompañante tenga alma de Rambo, y vaya armado hasta los dientes.

La estupidez de nuestros gobernantes supera la ficción… una vez más. Yo siempre viajo con un arma a bordo y no hizo falta ninguna ley que me lo permitiera. Me la venden ellos mismos, en las tiendas de los aeropuertos, a muy buen precio oiga. Antes de embarcar, suelo comprar una botella de ron cubano y así, además de contento, me siento protegido. En caso de ataque, ZAS! engullo un largo trago, rompo el gollete y a ver que secuestrador de aviones se me resiste. Era complicado ponerlo más fácil todavía. Si el de turno tiene un despiste (algo bastante frecuente ya cuando “apatrullan” las ciudades) puede que su compañero de asiento resulte ser un loco peligroso que aprovecha para enfundar su arma y mandarnos a todos contra una torre. La esquizofrenia colectiva que se produciría podría asemejarse a esta:

Stallone

Parece que con la nueva norma, algunas cosas si van a cambiar, como por ejemplo la absurda prohibición de llevar líquidos a bordo. No crean que se han apiadado de nosotros, los ciudadanos de a pié. Lo que pasa es que los eurodiputados, que viajan todas las semanas a Bruselas, a Estrasburgo o a sus países de origen, se han cansado de gastarse nuestros impuestos en .

Eau de Barajas

Al menos no se repetirán episodios como el que me sucedió en un aeropuerto europeo de cuyo nombre no quiero acordarme. Como olvidé facturar mi desodorante en spray, el Spanish Rambo de turno me obligó a dejarlo en tierra. Me dijo que si quería podía usarlo por última vez (como el último deseo de un condenado a estar 5 días sin asearme los sobacos) así que para evitar que el listillo se fuera con un desodorante gratis a casa, lo vacié entero en sus narices. El vigilante salió corriendo, asustado como una gallina, mientras gritaba hasta que regresó escondido tras la espalda de un guardia civil con cara de mala leche.

“está loco! está loco!, podría tratarse de un arma química!”

Cati Kaoe Casi 300 películas como esta.

Ahora tendremos la oportunidad de contemplar de nuevo escenas surrealistas sin necesidad de ser los protagonistas ni apestar durante una semana, gracias al último estreno de la comedia . El género de comedia absurda había entrado en decadencia en los últimos 10 años por culpa de películas mediocres como Scary Movie. Durante los años 80, (1991), y sus secuelas marcaron un nuevo estilo de cine, que encontraba sus influencias en las pioneras del género (1979) pero sobre todo en , esta obra maestra de que se burla de las películas de terror, y que sentaría también un precedente en este tipo de comedias: las imitaciones cómicas de otras películas más serias. El mejor ejemplo: (1987), también rodada por el mismo director.

“Casi 300”“Hot Shots”“Agárralo como puedas”“La vida de Brian”“El jovencito Frankenstein” Mel Brooks“La loca historia de las Galaxias”

Pero hay una escena de que nos viene que ni pintado para explicar un poco lo que acabará pasando en nuestros aeropuertos. Es la secuencia del detector de metales cuando un tipo armado con 4 Kalashnikov, un cinturón de granadas de mano y puñados de afilados cuchillos en las cartucheras pasa el control sin que los vigilantes se inmuten ni un pelo hasta que, segundos más tarde, atraviesa una anciana medio minusválida y más inofensiva que la abeja Maya a la que deciden registrar porque el detector empieza a pitar como una ambulancia. Aunque no aparece en esa escena, esa película coronó a como el bufón de la corte y fue un poco visionaria sobre lo que nos ocurrirá la próxima vez que queramos coger un avión.

“Aterriza como puedas” Leslie Nielsen

No creo que Casi 300 les vaya a cambiar la vida. Pero les alegrará la tarde, que no es poco. Ojalá estrenaran más de 300 películas como ésta, una para cada tarde del año.

Foto No Armas (flickr: leo.prie.to)

Foto Histeria (flickr: inconsciencia)