Cosas que solo podrían suceder en Berlín: Unas olimpiadas hipster

Artículo publicado el 26 de Agosto de 2014
Artículo publicado el 26 de Agosto de 2014

En ningún lugar como en Berlín se puede descubrir una ciudad donde germinen nuevas modas, pasiones y tendencias. ¿Pero cuál es el estilo que se ha consagrado en la capital alemana? ¿Y por qué acontecimiento los berlineses podrían emocionarse (casi) más que por el mundial de fútbol? 

Bigotes, combinaciones de colores atrevidas, Club Mate y Polaroid. Quizá a algunos estas palabras no les digan nada, pero si vives en Berlín o si has estado por allí aunque solo sea de pasada, es inevitable que ellas os lleven a la mente una única e inequívoca imagen de colores vivos y brillantes (al estilo de filtro de Instagram, con motivos psicodélicos, efecto antiguo, preferiblemente con una expresión indiferente en el rostro). Quizá los hayáis visto con un libro de título desconocido en la mano, sentado a la mesa de un café eco-friendly de Neukölln o aún más probablemente en un supermercado bio intentando llenar su bolsita de tela con puerros, semillas de cúrcuma y de girasol, o en su bici de cortísimo manillar y piñón fijo. Valía la pena hacer la aclaración, o quizá tengamos que atenernos a la premisa de que, en definitva, los personajes de los que hablamos son algo que no se puede definir y solo el que no sabe que lo es, lo es de verdad. 

Después de haber sido testigos de lo que fuimos hace unas semanas en Berlín, estamos más que legitimados a desvelar el misterio que esconde la ciudad. Los exponentes de este estilo, que ha tomado todo Berlín desde hace varios años, salieron a la luz el pasado 26 de julio y admitieron finalmente su propia identidad, participando de un evento en el que pudieron mostrarse en todo su esplendor (y tal vez tomárselo un poco menos en serio). Sí, señores, con ustedes... ¡las Olimpiadas Hipster!

Las olimpiadas del "HIPSTERISMO"

El sábado los participantes y los organizadores no podían más que dar lo mejor de sí mismos. El lema del día podría haber sido: ¡Cuánto más tengas, más muestras! La elección del lugar no había sido casual, y así, no podía haber sido más hipster: una vieja fábrica de malta, en plena zona industrial de Schönenberg, construida entre el 1914 y el 1917 y reconvertida desde 2005 en un centro sostenible de diseño y proyectos creativos. Chimeneas que se dibujan contra el cielo, una imponente estructura de ladrillos rojos, espacios enormes de hierba seca, arena y senderos entre los helechos le daban un toque campestre perfecto para cualquier open-air

Renos hinchables y tiro al pantalón tejano

¿Os han dicho alguna vez que los hipster son de naturaleza pacífica y muy tranquila? Asistiendo a los juegos y viendo las miradas desafiantes que se dedicaban los equipos contrincantes, podríais afirmar que este mito queda desacreditado. Los equipos, de nombres naturalmente hipster (McGranitt, White Elephant, etc) se enfrentaron con un desafío de lo más inverosímil.  Después de las zambullidas acuáticas con renos hinchables, una terminología hipster escogida con mucho mimo, las relés con bicis y el lanzamiento del balón contra un búho de trapo, el desafío crucial llegó con el tira y afloja de una cuerda hecha con pantalones tejanos entrelazados. 

Y el equipo perdedor no se tomó en absoluto bien la derrota. ¿Será que el trofeo bigotudo le habría otorgado la supremacía en el mundo hipster? 

DESIGN MARKT

¿Qué es lo que hace que un hipster lo sea, si no su modo de vestir y los accesorios que utiliza ante todo? Aquí os presentamos una selección de las mejores peculiaridades hipster, desde las imprescindibles bolsas de tela con estampados minimal a la mermelada o el Club Mate, pasando por los bigotes de lentejuelas, los zapatos con las suelas realizadas con viejos neumáticos, las novelas gráficas, licores de canela y bisutería de líneas geométricas. Y no hay que olvidar la posibilidad de hacerse un tatuaje directamente allí, comprar una bicicleta de piñón fijo, sacarse una foto con una Polaroid, comer una hamburguesa vegana o recubrirse el rostro, los brazos y las piernas de brillantes y perlas relucientes. Y para concluir, ¡hasta la Volksbank se ha hecho hipster!

COlores, cepillos, graffiti y bigotes mecánicos

Los hipster son creativos y se embarcan en cualquier proyecto artístico, preferiblemente si éste es de un gusto discutible o dudoso. Los resultados, sin embargo, son a menudo interesantes, de seguro divertidos, y a veces verdaderamente apreciables. A quien, sin embargo, no le apetecía pasar el tiempo con colores y cepillos, podía emprender una aventura en un verdadero rodeo, montando a caballo de un salvaje bigote mecánico. 

¡Atención... 'selfie'!

Lo mejor de la jornada fue pasearse y dejarse sorprender por la singularidad de todos los personajes que allí se encontraron, observar sus caras con espirales dibujadas con brillantina, una mezcla de estilos variados de diversas épocas, peinados complejos, gafas de sol de colores, chicos inmortalizando el momento con un orgulloso selfie, algunos personajes del prominente 'Bart-club' que lucían bigotes de elaborada complejidad, así como risueñas familias hipster al completo.

HIPSTER LIFESTYLE

La Hipster Cup concluyó bajo un cielo que se vistió para la ocasión de un atardecer temático, con nubes desilachados y calurosos rayos de sol de color ocre, para ofrecer unas pinceladas delcolor justo al grupo de hipster que se concentraban en realizar complicadas posiciones de yoga, que hacían girar de nuevo la bola estroboscópica rodeada de girasoles, a los que acompañaban a los niños que descansaban sobre el prado o los que se movían al ritmo de la música electrónica, bailando en un arcoíris de pompas de jabón. 

Hay quien dice que el movimiento hipster había ya pasado su momento de gloria y que ya ha dejado su puesto para nuevas tendencias. Pero para los que viven en Berlín, estar rodado del mundo hipster es todavía una realidad. Como un amigo me dijo acertadamente cuando le conté que pensaba ir a las Olimpiadas Hipster: "¿Qué necesidad tienes de ir a las Olimpiadas Hipster? ¡Basta con que bajes a la calles y puedes verlas cada día!"

BERLín: Impresiones de una ciudad vibrante 

¡Viva! ¡Viva! El verano ya está aquí. Puesto que los parques de Berlín se han transformado desde el fin de junio en lugares de diversión y puesto que agosto es el súmmum  de esta cálida estación, Cafébabel ha querido recoger las impresiones más llamativas de la capital alemana. como siempre, más información en  Facebook e Twitter.