Deti-404: ¿Cómo es la vida para los jóvenes homosexuales rusos? 

Artículo publicado el 12 de Septiembre de 2013
Artículo publicado el 12 de Septiembre de 2013

El 30 de junio de 2013 el Gobierno ruso aprobó la censura de la "propaganda de relaciones sexuales no tradicionales". Lo que viene a ser un acto de censura, legalizar la homofobia en la legislación rusa. Ahora es ilegal publicar información a los menores sobre todo lo que no sean relaciones heterosexuales. Lena Klimova, la fundadora del grupo de jóvenes de LGTB Deti-404. 

Cafébabel: ¿Cómo es la vida para los jóvenes LGTB en Rusia? 

Lena Klimova: La vida para nosotros no es por supuesto tan difícil como en los países dónde las relaciones del mismo sexo están penadas con la muerte, sus vidas están lejos de ser fáciles. Salir del armario está asociado con muchos y serios problemas

En el peor de los casos, los padres pueden ir mucho más lejos, obligando a sus hijos a dejarlo, bloqueando sus teléfonos e internet, mandarlos al psicólogo, internándolos en un hospital psiquiátrico, o sometiéndolos a constantes amenazas y hostigamientos. 

Cafébabel: ¿Cómo apoyáis a los jóvenes que se identifican como LGBT?    

                                                                                            Lema Klimova: Principalmente con nuestra campaña de fotos Chicos-404. ¡Existimos!, en la que enseñamos a esos jóvenes que no están solos y que hay muchos más como ellos, también conectamos con gente que quiere apoyarlos. Intentamos ayudar en lo que sea necesario, si es el caso dando información de los psicólogos amigos de la comunidad LGBT y también hablando con ellos mismos y haciéndonos amigos.

Cafébabel: ¿Cuántos adolescentes son miembros de vuestro grupo de apoyo?

Lema Klimova: El grupo cerrado creado para los adolescentes tiene en este momento 1.095 miembros, y el grupo abierto, donde publicamos las cartas y fotos, tiene 9.398 seguidores. 

Cafébabel: ¿Qué efectos tienen los últimos cambios en la legislación rusa? 

Lema Klimova: La reciente ley de propaganda ha empeorado de manera inequívoca la situación de la gente LGTB en Rusia. La gente piensa que el colectivo LGTB pueden ser marginalizadas y oprimidas implacablemente. Ellos usan su homofobia para justificar que despidan a la gente LGTB de sus trabajos, que haya violencia e incluso asesinatos. Es uno de los motivos que explican que la situación ha empeorado

Cafébabel: ¿Qué reacción ha habido a esta ley de propaganda por vuestra parte? 

Lema Klimova: Ha habido muchas reacciones de los miembros del proyecto. Muchos jóvenes están muy molestos, aunque se sabía que la ley iba a ser aprobada. Algunos están asustados. Otros están pensando seriamente la posibilidad de emigrar para poder estudiar. 

CaféBabel: Según tu opinión, ¿son la mayoría de rusos homófobos? Si lo son, ¿tienes la sensación de que ha aumentado en los últimos años? 

Lema Klimova: Mi sensación es que la mayoría no son homófobos, simplemente no les importa ese tema. Pero estos días, cuando el asunto se ha discutido tanto en un sentido negativo, mucha gente ha sentido que tenían que tomar parte. Y han elegido el lado homófobo porque no tienen acceso a la información elemental que dice que ser homosexual no es una enfermedad. No tienen dónde encontrar esta información. 

CaféBabel: ¿Es la generación jóven más o menos abierta de mente que sus padres y abuelos?

Lema Klimova: En mi opinión, la generación joven es más abierta de mente, no sólo en lo relacionado a la orientación sexual, sino en general. 

CaféBabel: ¿Es más fácil para la gente que se identifica como LGTB dejar Rusia hacia un destino más liberal o intentar cambiarlo desde dentro?

Lema Klimova: Creo que todo el mundo tiene que decidir por sí mismo. Si quieren irse, deberían hacerlo. Si quieren quedarse, que lo hagan. No podemos decir si es mejor irse, hay pros y contras en ambos casos, y no todo el mundo tiene la oportunidad de irse. Pero no creo que esos que se vayan sean traidores ( como alguna gente piensa, que dicen que hay luchar hasta el final). Todo el mundo es libre de vivir sus vidas como quieran y dónde quieran. 

                                                                                      CaféBabel: ¿Alguien está apoyando a la juventud rusa LGTB?¿Estáis incumpliendo la ley de propaganda de Putin? ¿Cuáles son los riesgos?                                                                 Lena Klimova: Existe el riesgo de ser pillado incumpliendo la nueva ley. Pero entonces ellos tienen que probar que eres culpable de propaganda homosexual. No voy a decirle a nadie que sea gay. Sólo recolectamos y publicamos las cartas de los jóvenes.                                                               

CaféBabel: ¿Alguna vez te has planteado dejarlo?                    

Lena Klimova: Tanto como eso no.

CaféBabel: Hay mucho debate ahora mismo sobre la idea de boicotear, o no, los Juegos Olímpicos de invierno. ¿Cuál es tu opinión?

Lena Klimova: Creo que no deberíamos boicotear, no tiene sentido discutir este asunto. Los Juegos Olímpicos no son sólo una gran ocasión para Putin de construirse de una imagen de cara al exterior. En opinión, no hay que estar a favor de un boicot en los Juegos Olímpicos, podría dañar a los atletas que se han estado preparando para ello toda su vida. Posiblemente, sería mejor si los posibles visitantes en los Juegos ocasionalmente dicen algo sobre la situación de la gente LGTB en Rusia

CaféBabel: ¿Cómo puede la gente alrededor del mundo apoyar al colectivo LGTB en Rusia?

Lena Klimova: Ya lo están haciendo. Si miras nuestro proyecto, siempre estamos encantados cuando recibimos cartas y fotos desde Gran Bretaña, Estados Unidos, Israel u otros lugares. Es cuando entendemos que no estamos solos, y es lo que nos da fuerza y esperanza por un futuro mejor.