DOSSIER : Descentralización

Artículo publicado el 30 de Noviembre de 2008
Publicado por la comunidad
Artículo publicado el 30 de Noviembre de 2008
I – La manifestación regional y el sistema descentralizado a la francesa - ¿Cuáles son las percepciones de nuestro compañeros europeos? Se habla de ello de vez en cuando pero no se hace nada. He ahí la paradoja que dura ya desde hace un tiempo.
Concierne a la política de ordenación de territorio en Francia, y más precisamente a la repartición de las competencias entre los diferentes peldaños administrativos creados para llevar a buen puerto las políticas locales en el hexágono del territorio francés.

En efecto, resulta difícil en ocasiones no perderse entre las diferentes estructuras y sus respectivas competencias. El dúo tradicional formado por los Departamentos y las Comunas parece haber sufrido una transformación en los últimos años debido al ascenso del poder de las intercomunidades y las regiones. Las regiones parecen, por un lado, estar mejor preservadas gracias a estos arreglos, aún a pesar de que su papel dentro del armazón territorial francés sigue sin ser demasiado claro.

Frente a este hecho ¿qué hay sobre las experiencias extranjeras y la percepción que tienen nuestros vecinos europeos del contexto francés?

Comencemos por Alemania. Hemos de matizar que como país se trata de una República Federal constituida por diferentes estados con una autonomía bien marcada, los famosos “Länder”. Estos legislan y permanecen autónomos respecto a las políticas de educación y seguridad. Cada “Land” posee su propia constitución, su parlamento y su gobierno. La manifestación regional es, consecuentemente, muy marcada en Alemania. El escalon que se sitúa por debajo de los estados está formado por los Círculos (Kreise) y las Comunidades (Gemeinden). Los Círculos son intercomunidades reservadas a aquellas ciudades que no son grandes metrópolis. Las Comunidades, por lo tanto, no tienen ninguna prerrogativa en el ámbito rural. Los círculos presentan grandes similitudes con nuestras intercomunidades excepto por un importante detalle que las diferencia: esta es, la elección por sufragio universal de los representantes en los Círculos, al contrario de lo que sucede en Francia.

Una vez resumida la organización germánica basada en la influencia de los “Länder”, ¿cómo juzgan nuestros vecinos del otro lado del Rin la organización política local de Francia? Según las palabreas del catedrático Klaus Kunzmaan, director del departamento de Urbanismo y Organización Territorial de la Universidad de Dortmund, es a veces difícil comprender al repartición de los papeles que se han concedido a las intercomunidades rurales, a las provincias, y a los departamentos. Además añade que esta maraña es poco eficaz y legible aunque reconoce que en algunos territorios existe cierta lógica según la tradición francesa surgida de los principios de la ilustración y los valores republicanos.

Los alemanes consideran, por otra parte, que Francia es un país muy centralizado donde la manifestación regional no existe realmente excepto bajo los trazos provinciales según su aspecto tradicional y turístico, pero sin dimensión política alguna. También parece impresionarles el número de departamentos y de comunas con los que cuenta Francia. En resumen, opinan que el termino de “descentralización u ordenación del territorio” es un termino puramente franco-francés, puesto que en Alemania, no habría necesidad alguna de acuñar un término parecido, siendo por naturaleza un país descentralizado como consecuencia de su estatus de República Federal. En otras palabras, la centralización resuena se manera bastante negativa en Alemania donde tal término recuerda al periodo nazi y a la voluntad del régimen de concentrar los poderes de decisión en Berlin, como capital del Tercer Reich.