El fragmento romaní de Auvernia: ejemplo para Europa

Artículo publicado el 17 de Marzo de 2009
Artículo publicado el 17 de Marzo de 2009
A pesar de las generalizaciones, los romaníes constituyen un pueblo formado por innumerables grupos diferentes: gitanos, sintis, manouches, calés, zíngaros, yeniches... Retrato de una parte de este variado pueblo desde el centro de Francia

A pesar de ser la mayor minoría de la Unión Europea, la exclusión de este pueblo de cultura y raíces ancestrales es, todavía, muy importante en nuestro continente. Cafebabel ha tenido la ocasión de acercarse, en Auvernia, gracias a la ayuda del Pastor Jacques Bonnant Michel, a cuatro comunidades de romaníes que aún arrastran el peso de la discriminación.

Mira nuestro Slide show

Viajeros franceses

Esta familia de ascendencia y nacionalidad francesa, formada por Rebeca, Dalila y Josueh, pertenece a la ‘Comunidad de viajeros de Francia’. Viven en caravanas ubicadas en el pueblo de Crouzol. El rol de la mujer está muy reconocido dentro de la comunidad: “el trabajo de la mujer es mucho más duro que el del hombre: se encargan de hacer las tareas del hogar, de cuidar a los niños y de ir a la ciudad si hay cualquier asunto que solucionar”, afirma Josueh.

Dominan dos lenguas, el francés y el manouche y han ido al colegio, de modo que saben leer, contar y, algunos, hasta escribir. “El manouche es la lengua de los viajeros”, dice Dalila. A pesar de ello, lo que más les preocupa es que sus hijos sepan leer y comunicarse bien en francés para poder encontrar un trabajo el día de mañana. De fe evangelista, se muestran orgullosos de estar protegidos por una religión que da sentido a sus vidas. 

No suelen sentirse discriminados, sino todo lo contrario: confiesan sentirse a gusto con la vida que llevan. Su mensaje al resto de los europeos es bastante claro: deseos de felicidad para el 2009.

Viviendo en caravanas

El señor Benoni vive en una comunidad de caravanas formada por gente de origen francés, argelino y manouche. “Yo, para ustedes, ¿qué soy? ¿Un viajero? ¿Porque vivo en caravana?” pregunta Benoni. “No, yo soy francés. También hay muchos franceses vagabundos, que viven debajo de cartones”. Es consciente de la existencia de parlamentarios que velan por las comunidades de romaníes. Sin embargo, Benoni cree que se le ha dado la espalda en aquellos momentos en los que ha buscado ayuda. Por eso mismo, la religión ha dejado de ser importante tanto para él como para su familia. Ahora Benoni confiesa haber perdido la fe por completo y descarta querer transmitir valores religiosos a sus hijos. “No quiero que crean en nada ni en nadie”, afirma. “Nos han sucedido tantas cosas malas en esta vida…”

Yeniches

Son viajeros procedentes de Europa Central, de regiones como Alsacia y Lorena. También dedicados a la herrería, confirman el espíritu cosmopolita de este pueblo los numerosos contactos comerciales que tienen con otros países europeos, como Italia o España e, incluso, con China. Dependiendo de las exigencias del trabajo, compaginan su actividad diaria con trabajos agrícolas: el ajo, la manzana y la vendimia constituyen parte de sus quehaceres.

Se consideran franceses pero, no pueden ocultar la influencia alemana en su vocabulario y costumbres, como la del tradicional vino caliente que nos ofrecen. Si hay algo que les preocupa es el futuro de estos últimos: “es necesario que luchen para conseguir un trabajo estable”, afirma Frederic Dettinger. A sus ojos, la principal cualidad de Europa es la solidaridad.

Gitanos españoles 

Esta familia de viajeros, de 9 hijos, encabezada por Félix Contreras se dedica a la herrería. Pasó una temporada en la cárcel, periodo que ha quedado grabado en su cuerpo, cubierto hoy de tatuajes. Félix se considera español, francés, andaluz, europeo y, sobre todo, gitano; aunque confiesa que solo estuvo en España una vez, el año pasado.

Dada su afición a la guitarra y la fiesta, Félix no ha dudado ni un momento en dedicarnos un buen repertorio de canciones: acompañado de su mujer, María, como bailaora, y de sus hijos Francisco, Noelia, Juanito y Esteban.