El Parlamento Europeo: historia, competencias e implicación en la vida diaria de los ciudadanos

Artículo publicado el 17 de Julio de 2009
Artículo publicado el 17 de Julio de 2009
Par Marie Krpata Traducido por Rebeca Santamarta La Unión Europea, con 500 millones de ciudadanos, es la tercera mayor agrupación de ciudadanos del mundo tras China y la India. Verdadera Torre de Babel, es también la unión de 27 Estados y 23 lenguas oficiales. Es igualmente un proyecto ambicioso y que se realiza paso a paso.
El último de los pasos fue la celebración de elecciones al Parlamento Europeo del 4 al 7 del pasado mes de junio.

Café Babel, os propone, ahora en español, pasadas las elecciones, presentaros el Parlamento Europeo. Descubre sus funciones, como nació, su relación con otras instituciones europeas así como su implicación diaria en la vida de los europeos.

Historia

En el Tratado sobre el Carbón y el Acero de 1951, se llamaba « Asamblea Común », bajo el Tratado de Roma de 1957 se convirtió en « Asamblea de las comunidades europeas », pero fue en 1962 que tuvo la audacia de autoproclamarse « Parlamento Europeo » que fue jurídicamente oficializado durante la Acta Única Europea en 1986. Desde 1951 los miembros del Parlamento Europeo son designados por los parlamentos nacionales y es a partir de 1979 y bajo el impulso de Valéry Giscard d´Estaing que tuvieron lugar las primeras elecciones europeas bajo sufragio universal directo. Sin embargo, la idea no era nueva ya que el general De Gaulle ya decía que « las instituciones de Europa deben nacer de una manifestación democrática, por sufragio universal, de los ciudadanos de Europa » y el Tratado de roma lo preveía para la Asamblea. El Europarlamento es así elegido por sufragio universal directo, lo que parecen ignorar la mayoría de ciudadanos ya que el Eurobarómetro de 2007 muestra que el 44% de los franceses responden que no frente al 41% que dicen sí a la pregunta « ¿El Parlamento Europeo es elegido mediante sufragio universal directo? ».

Composición

Los miembros del Europarlamento no se agrupan por nacionalidades sino por afinidades políticas. Entre los diputados predominan las profesiones liberales y los directivos de empresas. Pocos son, sin embargo, los obreros y agricultores.

La función legislativa del Parlamento: el modo de intervención

Según Simon Hix, profesor de política europea comparada en la London School of Economics and Political Science, el Parlamento pasa del estatus de lobista a un estatus de colegislador. En efecto, inicialmente, no tenía más que poder de consulta y recomendación. Hoy todavía existen el procedimiento de consulta (donde el Parlamento solo da su opinión) y la opinión conforme (donde el Europarlamento tiene posibilidad de veto).

Pero es verdaderamente con el procedimiento de codecisión que el Parlamento Europeo se emancipa. En el cuso de este proceso el Parlamento Europeo y el Consejo deben acordar para que una ley sea adoptada. La codecisión se aplica en la libre circulación de mercancías, de servicios y capitales y de personas en el interior del mercado único europeo, en los temas de medioambiente, derechos de los consumidores y seguridad de los transportes, hasta en 43 temas, y podrá ser aplicable a 40 artículos más (incluida la agricultura) si el Tratado de Lisboa entra en vigor.

Funciones suplementarios

Función de investidura y de control

El Parlamento tiene un papel decisivo en la investidura de la Comisión Europea. Así el presidente de la Comisión es designado por aprobación del Europarlamento. La Comisión es elegida como colegio por el Parlamento Europeo y designado por el Consejo por mayoría cualificada. Con el Tratado de Lisboa, el Parlamento Europeo inviste al presidente de la Comisión lo que contribuye a reforzar su poder hacia este último.

La Comisión, poseedora del poder ejecutivo, está sumida durante el ejercicio de sus funciones al control del Parlamento Europeo que puede destituirla colegialmente o finalizar las funciones de un único comisario. En materia de control siempre, el Parlamento Europeo puede igualmente hacer preguntas escritas u orales al Consejo de la Unión Europea o a la Comisión.

El Parlamento y sus ciudadanos

Las peticiones individuales o colectivas pueden ser dirigidas al Europarlamento para realizar una queja sobre la aplicación del derecho europeo o para pedir al Parlamento que adopte una posición sobre un tema particular. Puede tratarse de una cuestión de interés general (protección del medio ambiente, del patrimonio…) o de una queja individual (discriminación relativa a nacionalidad o sexo, fiscalidad, protección social…).

Los diputados eligen igualmente un defensor del pueblo europeo que se encarga de los casos de « mala administración » de las instituciones y órganos europeos. Al defensor pueden recurrir un ciudadano, una empresa o una institución europea domiciliada legalmente en un Estado miembro de la Unión Europea para casos de práctica desigual, discriminación, retraso injustificado, ausencia o falta de información… El Defensor puede realizar recomendaciones a las instituciones europeas. Además, los diputados también pueden constituir una comisión de investigación cuando estimen que el derecho comunitario haya sido violado.

El Parlamento y los tratados internacionales

El Europarlamento interviene en tratados internacionales: el apoyo de los diputados es necesario para su conclusión. Protocolos financieros con terceros países han sido ya rechazados por el Europarlamento en nombre de la defensa de los derechos del hombre. El Parlamento también formula recomendaciones a instancia de la Comisión Europea relativa a las negociaciones comerciales llevadas a cabo en el marco de la Organización Mundial del Comercio y aprueba los resultados.

El Parlamento y la política extranjera

El Consejo consulta al Parlamento en materia de política extranjera. Así, el Alto Representante para la política extranjera y la política de seguridad común de la Unión Europea interviene durante las sesiones plenarias para rendir cuentas sobre las actividades de la Unión Europea en el mundo.

La implicación directa de Europa en la vida de los ciudadanos

Además del Euro que nos facilita la vida en nuestros viajes por Europa, ¿qué nos aporta Europa? Aqí algunos ejemplos que muestran la implicación de Europa en nuestra vida diaria

• Los huevos Kinder Sorpresa ¿te gustan? ¿te gusta dárselos a tus niños? Atención siempre a la edad recomendada. Es la consecuencia de la intervención de la Comisión Europea que la ha establecido en 3 años para proteger a los más pequeños.

• ¿Has oído hablar del Interrail? Exactamente, es la cooperación en transporte turístico ferroviario. Así los jóvenes pueden viajar a bajo precio tantas veces como lo deseen con un único ticket por zona geográfica (por ejemplo : Austria, Benelux, España, Finlandia, Grecia, Italia, Irlanda, Suiza).

• ¿Te ha gustado la película Entre les murs? Es gracias a Europa y a su programa de subvenciones de películas europeas MEDIA que la película ha podido salir a la luz.

• ¿Crees que un « GPS à la europea », es imposible? Te equivocas. Con Galileo, desarrollado por la Agencia Espacial Europea y basado en una constelación de 30 satélites, es posible. Galileo, además, se ha desarrollado solo para uso civil.

• El derecho de petición, ¿para qué sirve? Por ejemplo si descubres que una legislación europea es incompatible con otra nacional, puedes envía resta petición al Parlamento Europeo.

¿Erasmus, Erasmus mundus? Visiblemente, Erasme tiene la batuta pese a su edad. De hecho, si los estudiantes pueden desplazarse a otro país europeo a lo largo de un año en una universidad concertada con la de origen, es gracias a él. Mejor, con Erasmus mundus, las universidades con convenios de intercambio pueden también estar en terceros países y las dobles titulaciones son posibles. En los dos casos las becas son para los estudiantes.

¿Viajes baratos? Que yo vaya a Alemania, Austria, Bélgica o Bulgaria, pero también a Croacia, Dinamarca, España, Finlandia y Grecia, así como a una veintena de países europeos, gracias a mi reducción « rail plus », yo ahorro cuando cojo el tren,

• Evidentemente poco exigente, esta reducción no es interesante más que para mí si no hay retrasos administrativos en las fronteras. Esto va bien, en la zona Shengen ya no hay controles fronterizos. Incluso para ir a Suiza, que sin embargo, no es miembro de la Unión, no es necesario pasar el control.

¿Estar enfermo en el estranjero? No es algo agradable, pero gracias a la tarjeta europea de seguro de enfermedad me beneficio del mismo acceso a los cuidados de la sanidad pública (al médico, farmacia, hospital o dispensario) que los ciudadanos del país que visito.

• ¿Ser profesor de idiomas en la universidad en Europa y deber elegir alumnos sin conocerles, para clasificarlos en niveles de dominio del idioma, para diferentes cursos? Sin problemas. De hecho, con el Marco común europeo de referencia para los idiomas, es decir, un baremo unificado en las universidades europeas, pueden evaluar y comparar las capacidades de estos alumnos sin muchas dificultades.

• Siguiendo con los estudios, los « puntos ECTS » permiten a los estudiantes ver reconocidos sus diplomas no solo en la Universidad de origen sino también en otros países europeos. ECTS permite continuar los estudios en el extranjero. Si, por ejemplo, tras mi año de Erasmus en Freiburg, quiero quedarme puedo hacerlo gracias a esta armonización y seguir mis estudios. También puedo ir a Londres a una tercera universidad si me aventuro en las esferas más nórdicas.

¿Leonardo? No podía ser solo un dibujante, un pintor, un arquitecto. Est también el nombre que recibe un programa de intercambio para los jóvenes de instituto que, por ejemplo, deseen tener una experiencia profesional en otro país europeo.

¿Marsella, Linz, Vilnius, Graz, Lille? ¿Qué tienen estas ciudades en común? Es fácil, todas han sido, «Ciudad Europea de la cultura ». Este título es una bonita motivación para renovar y desarrollar sus infraestructuras culturales. Si las inversiones son a cargo de las ciudades, colectividades locales implicadas y empresas colaboradoras, la Unión Europea aporta una contribución de un millón de Euros.

No olvides tampoco que la Unión Europea te da un derecho de aplicación en domingo una vez cada cinco años : el derecho de voto para las elecciones del Parlamento Europeo.