Elecciones Macedonias: Primero revolución, ahora reforma

Artículo publicado el 3 de Mayo de 2017
Artículo publicado el 3 de Mayo de 2017

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

Este fin de semana, despúes de meses de falsos arranques, Macedonia finalmente va a las urnas. Examinamos la situación en la ex república yugoslava, porque éstas elecciones parlamentarias son tan importantes como las que han ocurrido en Europa Occidental en 2016.

A principio de este año, los partidos políticos de Macedonia acordaron celebrar elecciones parlamentarias anticipadas el 11 de diciembre, en un intento de resolver la agitación política que se había estado dando desde febrero de  2015. A pesar de varios intentos para establecer las elecciones anticipadas este año, la fecha fue reprogramada varias veces. Las principales razones para la reprogramación de las elecciones fueron irregularidades en el registro de votantes, y cobertura de los partidos opositores en los medios de comunicación nacionales que a lo mejor fue desequilibrada. Un gobierno interino fue instalado en 2015 para lidiar con estos problemas, y organizar elecciones democráticas y justas.

Lo que siguió a la crisis política fue un escádalo en la inervención de lineas telefónicas en donde se monitoreó la conversación de diez mil personas (incluyendo políticos, periodistas y trabajadores de ONG). Las cintas expusieron evidencia escandalosa de que varios altos funcionarios del gobierno y sus asociados estuvieron involucrados en serios proyectos ilegales, incluyendo elecciones generales y presidenciales fraudulentas en 1014, manipulando el sistema de justicia, intimidando y controlando los medios de comunicación, y encubriendo el asesinato de un joven por un oficial de policía.

El escándalo provocó un enorme movimiento de ciudadanos (internacionalmente conocido como ‘Colorful Revolution’) contra el establecimiento Macedonio y una década de corrupción, neportismo, incrementendo la pobreza, y los problemas de derechos humanos que creó. Es ésta revolución la responsable  de coordinar las elecciones, y presentar una agenda que se centra en el cambio y prioriza las cuestiones importantes que están en juego.

Por qué son esta elecciones tan importantes para Macedonia?

Como uno de los muchos paises de Europa del Este que sigue luchando para hacer frente a la desventaja de una transición desde la separacion de Yugoslavia en los años 90, Macedonia está buscando una oportunidad para hacer frente a su mayor desafío: el reinado de la colición étnica de VMRO DPMNE (el bloque Macedonio) y DUI (el bloque albanés). Estos partidos, dirigidos respectivamente por Nikola Gruevski y Ali Ahmeti, tienen una ideología política opuesta: conservativa y euroescéptica versus liberal y pro-europea. En la mayoría de los casos, su coalición solo ha sido exitosa en la negociación de acuerdos de interés mutuo a pequeña escala, pero no en la solución de conflictos interétnicos ni en impulsar la integración de Macedonia en Europa.

Su gobierno ha sido marcado por acusaciones de fraude electoral, alienación de parte de la UE y OTAN, alimentando conflictos étnicos, disminuyendo la libertad, disparando la desigualdad social y la emigración masiva fuera del país. En el discurso internacional, el populista VMRO DPMNE profundizó los sentimientos de euroecepticismo y xenofobia en la opinión pública, proponiendo un cambio hacia Rusia y Oriente. Mirando el panorama político actual por toda Europa, la retórica populista se está volviendo contagiosa, y el actual establecimiento Macedónio está aparentemente a favor del populismo también 

Esto provocó la necesidad de un frente de oposición más ámplio dirigido por los socialdemócratas de izquierda, donde varias coaliciones están ahora intentando recibir la mayoría de votos, tanto del electorado Macedónio como Albanés. El voto de étnia Albanesa es visto como bastante significativo en la determinación del próximo gobierno, ya que los albaneses de origen étnico cuentan como una cuarta parte de la población de Macedonia, convirtiéndolos potencialmente en un decisor clave si el resultado es cerrado.  

Dado que la opinión pública y las encuestas fuera de linea son usualmente controladas y manipuladas por la influencia gubernamental, todavía es difícil adivinar el resultado de las elecciones.

Macedonia necesita una eleccion que refleje las voces de su población. La próxima elección traza su importancia desde la base hasta arriba, de manera casi popular. El país demostró su capacidad para la revolución, pero ahora es tiempo de una reforma... no puede haber una sin la otra.