Fortune, niños con suerte

Artículo publicado el 17 de Diciembre de 2013
Artículo publicado el 17 de Diciembre de 2013

No es­ta­mos se­gu­ros de que 2013 sea el mejor año para asu­mir un nom­bre así. Sin em­bar­go tanto en el ba­cks­ta­ge como en el es­ce­na­rio, el grupo fran­cés es­pe­ra fun­dir las ideas re­ci­bi­das y de­mos­trar con su se­gun­do álbum, 'Bla­ck­board', que una pi­za­rra negra sirve sobre todo para re­es­cri­bir una ca­rre­ra. En­cuen­tro con Lio­nel Pie­rres, can­tan­te y afor­tu­na­do.

Si­len­cio en Si­len­cio. Bajo un marco do­ra­do, el telón rojo del bar pa­ri­sino se abre sobre For­tu­ne, que em­pie­za su set con un bucle en el sin­te­ti­za­dor. El can­tan­te se ade­lan­ta, se pre­pa­ra para abra­zar el micro, pero fi­nal­men­te no lo hace. Or­de­na parar al grupo mien­tras que el telón está abier­t, con un li­ge­ro ma­les­tar y mientras al­gu­nos alle­ga­dos alentan al con­jun­to con un discreto apoyo. "Pff, fue por culpa de una gi­li­po­llez", con­fie­sa Lio­nel Pie­rres, el mal­hu­mo­ra­do front­man, una se­ma­na más tarde de­lan­te de su té a la menta. "No nos habíamos dado cuenta de que había ha­bi­do una ave­ría eléc­tri­ca en Si­len­cio justo des­pués de la prue­ba. Y un MPC se soltó." Nada grave, el con­cier­to se re­to­mó como si no hu­bie­ra pa­sa­do nada. Pero Lio­nel añade, un poco agitado, que a pesar de todo han "co­lec­cio­na­do fra­ca­sos téc­ni­cos en las tres úl­ti­mas fe­chas".

LA SUER­TE SON­RÍE A LOS AU­DA­CES

Es gra­cio­so, sobre todo al lla­mar­se For­tu­ne. Esta "pa­la­bra fran­ce­sa e in­gle­sa que sig­ni­fi­ca a la vez suer­te y ri­que­za", según el dos­sier de pren­sa. Dicho esto, el can­tan­te mal afei­ta­do pa­re­ce hacer poco caso a su mala suer­te en el es­ce­na­rio. En 2013, For­tu­ne es un pro­yec­to que se de­fien­de ante todo en el ba­cks­ta­ge. El grupo, que solo ha anun­cia­do una fecha en París pre­vis­ta para enero de 2014, sacó su se­gun­do álbum ti­tu­la­do Bla­ck­board el pa­sa­do 4 de no­viem­bre y re­pi­te nue­va­men­te hasta qué punto la ex­pe­rien­cia en el es­tu­dio ha sido sa­lu­da­ble, tres años des­pués de su pri­mer disco. "Que­ría­mos hacer algo más ela­bo­ra­do", de­ta­lla Lio­nel. "Hay cosas que no po­dría­mos haber sido ca­pa­ces de hacer en el pri­me­ro. Cosas que no nos hu­bié­ra­mos atre­vi­do a hacer." Nor­mal que nues­tro hom­bre le­van­te una ceja cuan­do le de­ci­mos que  este álbum es qui­zás el de la con­ti­nui­dad. "No lo veo así, hay mu­chas can­cio­nes que no se hu­bie­ran po­di­do en­con­trar jamás en el pri­mer disco", declara.

Sin em­bar­go, For­tu­ne con­ti­nuó ro­deán­do­se de las mis­mas per­so­nas con las que trabajó en Sta­ring At The Ice Melt, pu­bli­ca­do en 2010. Gra­ba­do en Roma, Bla­ck­board ha sido pro­du­ci­do por Pie­rri­ck Devin y mez­cla­do por Stép­ha­ne "Alf" Briat. Estos alle­ga­dos, por lo tanto, se han unido a Eva­Tau­lois, la "buena amiga" y ar­tis­ta bre­to­na que firma la por­ta­da ("pi­za­rra negra") del álbum. "Hemos que­ri­do cu­rrar con nues­tro en­torno más cer­cano en este disco. Por eso  suena más in­ti­mis­ta que el pri­me­ro", ex­pli­ca Lio­nel. Di­fí­cil pre­sen­tir­lo así, al oído, pero una cosa está clara: tanto en el fondo como en la forma, For­tu­ne es más trans­pa­ren­te. Cuan­do las can­cio­nes se es­cri­ben como con­fe­sio­nes y en­car­nan sen­ti­mien­tos más per­so­na­les -"la nos­tal­gia, el viaje, el hecho de haber al­can­za­do una meta" - el en­vol­to­rio está pen­sa­do como una ex­po­si­ción a plena luz, his­to­ria de ya no ser in­com­pren­di­dos. "Al prin­ci­pio, la pren­sa pen­sa­ba que éra­mos un dúo elec­tró­ni­co, un poco como The Shoes. Por eso qui­si­mos poner nues­tras caras de­lan­te en la por­ta­da, para decir que somos un ver­da­de­ro grupo."

For­tune - «Black­board

LOS KISS COOL, UN MOOL­WALK Y MAT­HIEU AMALRIC

En algún sitio no era tan evi­den­te. Al prin­ci­pio, For­tu­ne es el pro­yec­to en so­li­ta­rio de Lio­nel, que aca­ba­ba de dejar su grupo de hip hop, As­tract, con el que sacó 4 dis­cos. "Las ganas de can­tar, las ganas de asu­mir las in­fluen­cias del pa­sa­do", dice cuan­do hay que ex­pli­car el salto del hip-hop noisy al pop. Ese pa­sa­do es Mi­chael Ja­ck­son - "pasé una buena parte de mi ju­ven­tud per­fec­cio­nan­do mi moon­walk" - Sonic Youth y "Sme­lls Like Teen Spi­rit" de Nir­va­na -"a día de hoy, aún no en­tien­do cómo un riff me ha mar­ca­do así". Bueno, para acer­car­se a sus ído­los, Lio­nel em­pe­zó a com­po­ner “cosas dance”, solo, en Mor­laix (en Gran Bre­ta­ña) y acabó lian­do a dos co­le­gas, Pie­rre (te­cla­do) y Hervé (ba­te­ría) en el pro­yec­to. Rá­pi­da­men­te, en 2007, el grupo que eli­gió “For­tu­ne” por la re­vis­ta que es­ta­ba en la me­si­ta sacó un maxi y se re­en­con­tró con su pú­bli­co. Pero no con la pren­sa. “La crí­ti­ca era buena pero pron­to nos dimos cuen­ta de que se nos com­pa­ra­ba con cosas que no nos gus­ta­ban mucho, como Joy Di­vi­sion. Pen­sa­mos que si nos pa­re­cía­mos a eso, era una mier­da”, co­men­ta el ar­tis­ta. Los chi­cos re­fle­xio­nan, vuel­ven a cu­rrar en la som­bra y ca­vi­lan. Tres años. “Aun­que vi­si­ta­ba los blogs donde tipos es­cri­bían sobre For­tu­ne, eso acabó”, afir­ma. Antes de ex­pli­car: “que­ría­mos sacar el álbum en 2009 pero no nos sen­tía­mos pre­pa­ra­dos a nivel de ima­gen. Y bueno, tam­po­co éra­mos muy bue­nos en di­rec­to.”

Sin em­bar­go fue des­pués de un con­cier­to en Nou­veau Ca­sino cuan­do el grupo se ganó un fan tan fa­mo­so como ines­pe­ra­do: Mat­hieu Amalric. “Creo que nos grabó con su móvil. Nos vimos des­pués del con­cier­to, es­ta­ba súper en­tu­sias­ma­do”. Cuan­do gra­ba­ron la can­ción “Under The Sun”, Lio­nel lo in­ten­tó y llamó al actor para que hi­cie­ra la rea­li­za­ción del vídeo. “¡Es­ta­ba súper ha­la­ga­do. Al final nos en­con­tra­mos con él un tiem­po des­pués en el ro­da­je. Bueno, des­pués, es­ta­ba un poco loco, fue ne­ce­sa­rio di­ri­gir­le. Ni siquiera la noche an­te­rior sa­bía­mos si iba a estar en el clip” cuen­ta Lio­nel. Una bo­ni­ta historia que tiene como mo­ra­le­ja el hecho de que es sobre el es­ce­na­rio donde For­tu­ne tuvo potra. Es bien sabido, la suer­te son­ríe en el mo­men­to que menos lo es­pe­ra­mos. Por lo demás, Lio­nel solo desea una cosa: “per­du­rar en el tiem­po con lo que lla­ma­mos el efec­to kiss cool”. Esta vez es­pe­ra­mos que nadie haga ex­plo­tar el dis­yun­tor.

For­tune - «Under the Sun

Para es­cu­char: For­tu­ne - Bla­ck­board (Dis­que Pri­meur / 2013)

For­tu­ne to­ca­rá en con­cier­to el 22 de enero de 2014 en París, en La Ma­ro­qui­ne­rie. Más in­for­ma­ción de la gira aquí.