Imágenes de religión en Vilnius

Artículo publicado el 31 de Octubre de 2007
Artículo publicado el 31 de Octubre de 2007
El paisaje urbano de Vilnius está jalonado por templos religiosos. Muestra de la riqueza de su herencia histórica y la tolerancia religiosa que siempre ha practicado.

Imagen de Nuestra Señora de la Merced de Aušros Vartai (la Puerta de la Aurora) es una de las más veneradas no sólo en Lituania, sino también en Polonia, Bielorrusia y Rusia. Tanto católicos como ortodoxos vienen ante ella a rezar. Como se le suponen facultades milagrosas, ha jugado durante mucho tiempo un papel cultural y político simbólico para muchos lituanos.

A menudo, los peregrinos dibujan en las esquinas de la ciudad, a modo de ofrenda personal, corazones atravesados con el símbolo de la cruz cristiana.

La imagen de la Virgen María fue bañada en oro en el siglo XVII por un orfebre anónimo.

La capilla es pequeña, pero siempre se encuentra llena de creyentes venidos de todas partes. La intensidad del recogimiento religioso puede captarse con facilidad mediante la fotografía.

Hasta la II Guerra Mundial, Vilnius era conocida como Yerushalayim De Lita (la Jerusalén de Lituania). Los judíos representaban el 40% de su población, un centro que rivalizaba con la propia Jersusalén en el estudio de la Torá, con sus casi 100 sinagogas. Hoy, sólo queda una (en la imagen).

La inscripción en hebreo reza lo siguiente: “La casa de un creyente es lugar consagrado a todas las personas”.

(Photo: Jorden Van der Ven)

Al entrar en la iglesia rusa ortodoxa del Espíritu Santo, impactan sobremanera la riqueza de su colorido, que vibra en todo el espacio.

Los curas también se extasian ante el interior del templo.

El catolicismo es la fe mayoritaria en Vilnius hoy por hoy. Aunque no lo parezca por el mal estado de sus templos, sí se ve en la cantidad de creyentes practicantes. Es el caso de la iglesia de San Nicolás, cuyo interior es mucho más mágico de lo aparente por su fachada. El contraste entre la fe demostrada por la gente de aquí y el mal estado de los templos viene muy bien ilustrado por estos dibujos de Jesús de Nazaret realizados por menores.

(Photo: Jorden Van der Ven)

Se dice que Lituania es un país de acendradas y curiosas costumbres supersticiosas. Descubrimos una de las más encantadoras paseando por el puente que cruza hacia el barrio de Užupis. Es tradición que el día de la boda de alguien, los recién casados dejen un candado en el puente simbolizando su unión. Luego, tiran la llave al río.