La Asociación de Mujeres Iraníes celebra sus 20 años en Francia

Artículo publicado el 13 de Febrero de 2015
Artículo publicado el 13 de Febrero de 2015

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

Para la defensa de los derechos de las mujeres bajo el golpe del integrismo islámista en Irán

La Asociación de Mujeres Iraníes en Francia celebró su vigésimo aniversario. La semana pasada, en colaboración con las asociaciones de Mujeres Solidarias de Conflans y ADCALI, se organizó un evento musical a las afueras de París.

Simin Nouri, la presidenta de AFIF presentó un breve resumen de 20 años de actividades para la defensa de los derechos de las mujeres en Irán y sobre el peligro del integrismo islamista al poder. Para ella, el análisis de la condición de las mujeres en Irán lleva a una conclusión evidente: la democracia es la condición sine qua non de la libertad de las mujeres y su entrada a los derechos fundamentales.

Así pues, la lucha para la democracia continuará en Irán, pero para que se logre es necesario el apoyo de las fuerzas democráticas y de los defensores de los derechos del hombre y de la libertad de las mujeres en todas partes del mundo.

Martine Roquevert (presidenta de Mujeres solidarias de Conflans) por su parte, llamó a una movilización mayor para mantener la lucha de las mujeres iraníes. La representante de la asociación cultural ADCALI -Elham Akhavan-  a su lado,  buscó el equilibrio de la asociación para promocionar el arte y la cultura iraní en Francia.

La celebración estuvo reforzada de mensajes y testimonios de solidariadad, especialmente, por parte de la célebre feminista francesa Andrée Mochel y de la militante palestina Habiba Nefissi. Ellas manifestaron su solidaridad en la lucha de las iraníes para la igualdad y la necesidad de un cambio democrático en Irán.

La condición de las mujeres se presenta así como la mejor oportunidad para observar y analizar la crisis en Irán. El país sufre la ausencia de los derechos fundamentales - cívicos, políticos, socio-económinos y medio ambientales- de sus habitantes, siendo las mujeres las primeras víctimas. Las riquezas adquiridas por el petróleo, el poyo activo de los grupos , cuyos intereses dependen de la preservación del orden dominante y el uso de la represión permite la dictadura teocrática.

Para las militantes iraníes es tiempo de que los países europeos dejen de ocultar las razones de orden económica, el carácter fascista del régimen islamista y actúen para la defensa de los demócratas iraníes. Esto además conservará mejor los intereses a largo término y favorecerá el progreso de la paz en el mundo.