La Juventud europea se queda congelada

Artículo publicado el 6 de Marzo de 2006
Artículo publicado el 6 de Marzo de 2006

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

La comisión Europea planea un recorte presupuestario en los Programas de Juventud. Cortes que también afectaran a Ciudadanía y a la Cultura, según Diogo Pinto, Secretario General del Foro Europeo de la Juventud.

El recorte presupuestario que ha afectado a dos Programas de Juventud forma parte de la reducción de recursos sometida a Cultura, Juventud y Ciudadanía, como consecuencia del acuerdo introducido en el marco financiero del Consejo Europeo de diciembre pasado. El presupuesto para Cultura, Juventud y Ciudadanía ha sido congelado, y sólo se vera incrementado teniendo en cuenta la inflación, desde 176 millones de Euros en 2007 a 179 millones de Euros en el 2013. La cantidad asignada a Ciudadanía se ha reducido en un 8% en 2007.

El Impacto en la Juventud

Más que nunca, Europa necesita que sus jóvenes sean conocedores de las realidades europeas y que aprendan los unos de los otros. En este sentido, los programas de Juventud y Acción, así como los programas de retorno contribuyen de modo muy importante, al proveer un espacio para la discusión, el intercambio y las actividades voluntarias mediante el encuentro de jóvenes europeos de diferentes países. El programa de Juventud en Acción podría sufrir un recorte del 12% y el programa de Aprendizaje Permanente sufriría un corte de entre el 40% y el 60%.

El corte en el presupuesto del Programa de Juventud en Acción, afectará sobremanera a toda la juventud a lo largo de Europa. En primer lugar, esto resultaría en la disminución de recursos disponibles para el actual Programa de Juventud (2000-2006). El programa ha demostrado, de modo claro, su fundamental contribución y apoyo a las actividades de organizaciones juveniles así como a la participación de los jóvenes en los últimos seis años, ya que entre 2000 y 2002 casi 200.000 jóvenes han tomado parte en más de 8.000 intercambios de jóvenes dentro del Programa de Juventud. Por lo tanto, lo que queremos es ver un incremento en el número de personas involucradas de modo significativo y no al contrario.

El Foro Europeo para la Juventud (European Youth Forum) -esto es la plataforma que representa a las organizaciones juveniles en Europa- ha apoyado con decisión la propuesta del Parlamento Europeo en la que se destinaban 1.100 millones de euros para el Programa de Juventud en Acción y 14.600 millones de euros para el programa de aprendizaje para adultos. Manteniendo los presupuestos propuestos por la Comisión Europea en 2004 -915 millones de euros para el Programa de Juventud en Acción y 13.600 millones de euros para el programa de aprendizaje para adultos- por lo menos se permitiría que las cosas funcionaran correctamente. Sin embargo, los cortes propuestos por el consejo Europeo debilitarán las actividades en términos de número y calidad.

Construir el futuro

Las instituciones de la Unión Europea necesitan trabajar juntas para el proyecto europeo y no enviar mensajes ambiguos. El reciente informe aprobado sobre comunicaciones prioriza estos programas para cerrar la brecha entre Europa y sus ciudadanos. Lo más destacado: los debates sobre la Constitución Europea y la estrategia de comunicación. Demuestran la necesidad de involucrar a la juventud en la construcción de Europa y las discusiones sobre el futuro de la UE. El programa da la oportunidad a las organizaciones juveniles y a la juventud en general de contribuir y hacer de la UE una realidad más democrática y más cercana a sus ciudadanos. Cuando llegue el momento de su implementación y no haya suficientes recursos esto terminará en fiasco.

El Consejo Europeo debería dejar de ser tan contradictorio y poner en acción sus decisiones políticas. En el Consejo Europeo de primavera del año pasado, el Pacto Europeo por la Juventud se adoptó considerando a la gente joven como condición para el éxito de lo propuesto en Lisboa. "Ampliar el plazo para que los estudiantes puedan pasar un periodo de estudio en otro Estado miembro", está en línea con el Pacto Europeo por la Juventud, lo que no será posible con las propuestas actuales del presupuesto europeo para 2007-2013.

Las instituciones de la UE necesitan trabajar con coherencia y proporcionar los medios y espacios necesarios para que la juventud se involucre en la sociedad civil. Esto demostraría una voluntad de invertir en el futuro de Europa y en las generaciones venideras.