Las iraníes responden en Facebook a la misoginia de los mulá

Artículo publicado el 16 de Mayo de 2014
Artículo publicado el 16 de Mayo de 2014

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

La ley integrista de los mulá (en Irán, legisladores islámicos) obliga a las mujeres a cumplir reglas en cuanto a la indumentaria que les obligan a llevar velo. "Libertades furtivas de las mujeres en Irán".

Las mujeres iraníes han lanzado una campaña en Facebook como respuesta a la misoginia de los mulá.

Un centenar de ellas ha posado en fotos sin el velo obligatorio en una campaña de Facebook dirigida por la periodista disidente Masih-Alinejad, que pide más libertades sociales. La campaña ha tenido una gran repercusión, ganándose el apoyo de decenas de miles de personas.

Esta iniciativa, en la página "Stealthy Freedoms of Iranian Women" (Libertades furtivas de las mujeres en Irán), fue creada hace diez días con la esperanza de iniciar un debate sobre la posibilidad de que las mujeres iraníes escojan si llevar o no un velo con el que cubrirse el pelo.

La ley integrista de los mulá obliga a las mujeres a seguir un código de vestimenta que les impone el uso del velo.

En la página de Facebook ya se han publicado más de 100 fotos de mujeres sin velo en el campo, en el mar o incluso en la ciudad, y la página ha recibido 150.000 Me gusta.

"Aquí estoy cometiendo un crimen", escribe una joven que posa con el fular sobre los hombros en la foto que ha publicado, donde se la ve sentada en una sendero en un bosque al norte de Irán. "En secreto, pero con una paz absoluta", pone en el pie de página.

Otra foto muestra a una abuela, una madre y su hija, las tres con gafas de sol y en la acera. "Tres generaciones obtienen la libertad en la esquina de la calle", pone bajo la foto. "Esperamos que llegue el día en el que la siguiente generación pueda ejercer el derecho más básico antes de que su pelo se vuelva gris".

Durante más de diez años el tema del velo ha sido objeto de intensos debatos en el poder, y las mujeres amenazaban regularmente con rechazar los límites de la prohibición.

Existe una unidad policial encargada de asegurarse de que las mujeres respetan el cógido de indumentaria en la calle, y no dudan a la hora de poner multas o incluso arrestar a las que lo infringan.

El presidente Hassan Rohani ha declarado recientemente que Irán "no necesita seguir el modelo occidental para las mujeres iraníes".

Según las organizaciones en defensa de los derechos humanos, las mujeres son víctima de la discriminación, especialmente en cuanto al matrimonio, el divorcio y la herencia se refiere. Una mujer no puede abandonar el país sola sin el permiso escrito de un miembro masculino de su familia, y el testimonio de una mujer frente a un tribunal vale la mitad que el de un hombre.

Desde principios de mayo, miles de integristas iraníes han exigido que se refuerce el código de indumentaria estricta impuesto a las mujeres del país.