Metrópolis: 25 minutos más de obra maestra

Artículo publicado el 15 de Febrero de 2010
Artículo publicado el 15 de Febrero de 2010

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

Una nueva versión de Metrópolis, una de las obras maestras de la historia del cine alemán, se presentó por todo lo alto el pasado sábado 13 de febrero en la Berlinale. La cinta incluye unas secuencias encontradas hace dos años en Argentina, 80 años después de su estreno

La película Metrópolis es, sin duda, el símbolo de una época pasada, la de la República de Weimar, en la que la industria cinematográfica alemana y sus estudios de Babelsberg hacían frente a Hollywood. Fritz Lang, uno de los más grandes realizadores de la época, tenía por entonces grandes proyectos en mente y su película (muda) Metrópolis se convierte en la más costosa de la época, llegando casi a provocar la ruina económica de sus productores. Una obra visionaria, con elementos de ciencia ficción como una ciudad reconstituida o autopistas en varias plantas, que sirvió de inspiración a posteriores y numerosas películas como El quinto elemento. Sin embargo, su estreno en 1927 no tuvo el éxito esperado entre el público de la época y, apenas dos meses después de su primera proyección en la gran pantalla, la película sufre diversos cortes en su metraje original.

Faltaban 25 minutos

“Los milagros existen”

L'affiche du film restorée en 2002Con el tiempo, Metrópolis ocupa el lugar de honor que le corresponde como obra maestra del cine, pero las secuencias cortadas siguen en paradero desconocido. En el verano de 2008, y tras haber pasado más de 80 años, se produce el milagro. El Museo del Cine de Buenos Aires anuncia haber encontrado los 25 minutos desaparecidos de la película de Fritz Lang, el tesoro perdido del cine alemán.Tras la noticia, comienza una comprometida labor a contra reloj para la restauración de las secuencias, enormemente dañadas por el paso del tiempo. Gracias al trabajo de expertos, así como a la partitura musical original de la película, esta versión completa de la obra no ha podido tener un mejor lugar para su 'estreno': el Festival de Cine de Berlín, al mismo tiempo que podía verse en la Puerta de Brandenburgo, en el Friedrichstadpalast y en ARTE.

De este modo, el espectador ha podido descubrir nuevas escenas en las que se les otorga la categoría de personajes a Josaphat, Georgy y al espía, hasta el momento reducidos a meros figurantes. Estos extractos han permitido, también, realzar el tema de la amistad, altamente estimado en Fritz Lang. Gracias a las nuevas secuencias, la huida de los niños de la ciudad subterránea cobra igualmente una nueva dimensión más amplia.Pese a todo, aún se encuentran desaparecidos algunos minutos de la obra original pero, como anunciaba el director del Museo del Cine de Berlín, Martin Koerber: “Estas primeras bobinas habían sido dadas, igualmente, por desaparecidas. Los milagros existen”.