Privacidad: El TJCE opta por ofrecer un 'puerto seguro' a los jóvenes austríacos

Artículo publicado el 7 de Octubre de 2015
Artículo publicado el 7 de Octubre de 2015

Según el Tribunal Europeo de Justicia, los datos personales de los usuarios europeos de Internet no están bien protegidos en Estados Unidos. Tras esta sentencia, el acuerdo "Safe Harbor" que regula el intercambio de datos entre la EE.UU. y la UE ya no es válido. La Justicia europea protege así la privacidad de sus ciudadanos, aunque algunos comentaristas vean peligrar la libertad de Internet.

"Europa toma la privacidad de sus ciudadanos en serio" - Expansión, España

La Justicia Europea defiende los derechos de los ciudadanos, según el periódico financiero conservador Expansión: "El Tribunal de Justicia aclara que la Unión Europea concede a la mayor importancia cuando surge la tensión entre seguridad y privacidad a esta última. Aunque la sentencia no obliga a Facebook a dejar de utilizar los datos de sus clientes en Europa de forma inmediata, la red social ha solicitado en un comunicado un acuerdo entre la Unión Europea y Estados Unidos, lo cual es razonable. Pero mientras tanto el Tribunal de Justicia ha dejado claro que la UE se toma la separación de poderes y el Estado de Derecho muy en serio". (07.10.2015)

"El Internet gratuito está en peligro" - Tages-Anzeiger, Suiza

Tras la sentencia del Tribunal de Justicia Europea, el periódico liberal de izquierda Tages-Anzeiger se pregunta si Estados Unidos y la UE necesitan reemplazar con urgencia el acuerdo "Safe Harbor" por uno nuevo: "Internet significa la libertad sin límites. Ahora, la red mundial ha perdido su inocencia y amenaza con fragmentarse y pervertirse. En países como China o Rusia han hecho de Internet y los medios sociales un instrumento de poder y control sobre las masas, mientras que en Europa y América permiten que la cultura de la privacidad abra grietas peligrosas en el mundo digital. Por el contrario, a los países del mundo libre debería interesarles defender los logros de Internet y el potencial de la economía digital. Esto significa que la UE y Estados Unidos deberían ponerse de acuerdo rápidamente sobre una nueva "declaración de puerto seguro" que sea digna de ese nombre. Si ni siquiera los europeos y los estadounidenses son capaces de acordar unas normas comunes para la intimidad personal, esto sólo beneficiará a los enemigos de la libertad, de Moscú a Pekín". (07.10.2015)

"La UE se enfrenta al poder corporativo" - Avvenire, Italia

Para el diario católico Avvenire, con la sentencia del TJCE el usuario queda legalmente protegido, pero sería incluso mejor si se aprovechara la ocasión para elaborar unas normas unificadas de protección de datos para la UE, en lugar de dejar esta protección en manos de los estados individuales: "El fallo es una buena noticia, aunque trae consigo el peligro de que Europa no haga un llamamiento para una política común para la protección de datos digitales, y en su lugar permita que cada país tome su propio camino -a expensas de los socios [de la UE]-. Podemos imaginas qué pasaría si en toda Europa se prohibiera el uso comercial de nuestros datos a Google, Facebook, Twitter y todas las demás empresas que controlan la red. [...] Esta sería una revolución de consecuencias inimaginables en el imperio digital actual, para convertirse en una poderosa oligarquía. Debido a que los datos son el verdadero dinero en la red, si dejaran de estar disponibles, muchos gigantes dejarían de serlo". (07.10.2015)

"Irlanda, atrapada entre dos aguas" - The Irish Times, Irlanda

El gobierno de Dublín debe, por un lado, beneficiar a las muchas compañías de Internet de Estados Unidos presentes en el país, tales como Facebook o Google, mientras por otro lado se ha comprometido a aceptar las normas de protección de datos de la UE, según explica el periódico liberal de izquierda The Irish Times: "La sentencia de Luxemburgo le supone a Irlanda un dilema moral y legal. El Tribunal ha obligado ahora a reabrir un debate que se ha evitado durante mucho tiempo y obliga también a establecer paralelismos con las cuestiones espinosas sobre la neutralidad y la soberanía, que surgen cuando aviones estadounidenses repostan en el aeropuerto de Shannon [Irlanda occidental]. ¿A quién debe Irlanda su lealtad? ¿Erigirse como defensor de los derechos fundamentales de los ciudadanos irlandeses y otros de la UE y explorar su autoridad en términos de la protección de datos de Facebook y otros gigantes de la tecnología en Dublín? ¿O convertirse en un puesto avanzado al servicio de la seguridad de Estados Unidos en la era digital?". (06.10.2015)

+++

30 Países - 300 Medios - 1 Revista. La revista euro|topics presenta los temas que afectan a Europa y refleja su diversidad de opiniones, de ideas y de estados de ánimo.