¿Próxima estación: Esperanza?

Artículo publicado el 24 de Febrero de 2003
Publicado por la comunidad
Artículo publicado el 24 de Febrero de 2003

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

Después del veto usado en la OTAN por los partidarios de la paz y después de la sesión del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas del 14 de febrero, que esclarece la cuestión iraquí: intereses, análisis de las posiciones de los actores políticos y de las movilizaciones de las opiniones públicas. Todo esto, siguiendo el ritmo al que el mundo marcha …

La decisión valiente del Eje "París-Berlín-Moscú" de oponer su veto en la OTAN, y luego de apoyar una política a favor de la paz en la ONU, expone ahora el problema de saber si se respetarà o no esta decisión en la administración Bush. ¿Seguirán los Estados Unidos su política dicha de “vaquero”? (el primero que aprieta el gatillo hace la ley en "world city"). El debate sigue en suspenso. Mientras tanto, los firmantes de peticiones, manifestantes, actitud pasiva... "Get up, stand up" (Bob Marley) o “somos jóvenes y estúpidos” (Saez). “¡Damas y caballeros, elijan, nada va más!” "So much trouble in the world" (todavía Bob).

Oro azul, Oro negro y estabilización del Medio Oriente.

El Oro negro es la razón más evidente de una intervención de Estados Unidos en Irak. En efecto, los estadounidenses con sus coches grandes, sus carreteras inmensas, tienen un consumo importante de petróleo. Ésta ha aumentado en un 10,4 % en 4 años, contra el 3.6 % para Europa durante el mismo período - Difícil concebir un “desarrollo sostenible” en estas condiciones! - (2).

Sin embargo, la situación en Irak, tenía hasta ahora todo a su favor. Los Estados Unidos reciben más del 75 % del petróleo iraquí presente en el mercado mundial, desde la adopciòn de la medida “petróleo contra alimentos” por la administración Clinton. Los grupos de presión del petróleo eran los primeros en reconocérselo. Pero, el 11 de septiembre, el juego cambió. Arabia Saudí, primer productor de la Organización de los Países Exportadores de Petróleo (OPEP), con el 25 % de las reservas mundiales, y alegre proveedor de los Estados Unidos, muestra ser un aliado poco fiable por sus relaciones con el enemigo. De ahí en adelante, controlar Irak apareció como una solución para la política estadounidense, buscando la independencia petrolera con Arabia Saudí y manteniendo una política “misionaría” y guerrera a través del mundo.

Esta solución también encuentra ciertas ventajas en lo que se refiere a la estabilización política de la región. Puesto que la cuestión israelo-palestina no tiene salida, un Irak aliado, y tal vez bajo un mandato estadounidense, reforzaría sus posibilidades de maniobra … ¿Pero tiene Estados Unidos medios para imponerse como los salvadores del pueblo iraquí? Los desastres provocados por el embargo internacional, tocaron más al pueblo iraquí que al ejército o a los líderes alrededor de Saddam. La actitud estadounidense, hasta ahora, es percibida en el país más como una política de hambruna que de liberación (3).

Irak también es un depósito de Oro azul: el agua. Situado en la conexión entre el Tigre y del Eufrates, Irak es una reserva de agua importante en el Oriente Medio. Algo muy importante en un mundo en el que falta agua potable a un habitante sobre tres, y que será un problema crucial en la región según las proyecciones hechas para 2025. (4) Además, no es el agua que viene de Irak la que irriga las regiones del Norte de Arabia Saudí …

¿"El dictador" en el país de las "mil y una noches" ?

Los periódicos estadounidenses después de la moderación propuesta por Francia en particular, (5) denuncian una ceguera frente al régimen existente. Saddam es difamado en la prensa como si fuera un “Hitler bis”, y los franceses, cito: “se mueren de miedo” frente a la eventualidad de una guerra. ¿Olvidaron el envío de 5000 militares franceses en Kosovo? (6)

Està claro que Saddam Hussein es un dictador, que usa a su pueblo como escudo humano, y que emplea armas químicas contra los kurdos iraquíes. Pero caer en la facilidad de las comparaciones es simplificador. En efecto, ¿cómo explicar entonces el apoyo ofrecido y el armamento suministrado por los propios estadounidenses en los años 80, cuando el enemigo era Irán (primera guerra del Golfo)? ¿Olvidamos que los estadounidenses, que tuvieron la oportunidad de derribar al régimen durante la segunda guerra del Golfo, llamaron a la rebelión, e hicieron marcha atrás, en el momento de dar armas a los rebeldes? Habían tomado el control de la mayoría del territorio, pero eran kurdos y chiítas… A ello, no lo olvidemos, siguiò una matanza de 100 000 rebeldes. (7)

La guerra, hipótesis que no se debe ignorar, debe ser más medida. ¡La pregunta es caliente! No basta eliminar una política practicada desde 1962 de un día al otro. Una intervención nuclear - y sí, de esto también se habla! - seguramente no es la solución, como lo declaro el senador Edward Kennedy del Massachussetts (8). ¿Por otra parte, que justificaciones? ¿Eje del mal? ¿Amenaza internacional? El problema estaría más bien en Paquistán según Ron Paul, el representante republicano en el Congreso, y la Agencia Central de Información (CIA) (cf. preguntas a Bush, el 10 de septiembre de 2002).

La humillación que implica una guerra, puede tener consecuencias, que estamos lejos de poder medir. Aquì intervienen las “mil y una noches”. El imaginario de los pueblos - como lo muestra Benedicto Anderson, universitario estadounidense - es una cuestión esencial. Bagdad, es una ciudad mítica, un símbolo de la magnificencia pasada. Del tiempo en el que Harun Al Rachid hacia brillar la civilización y la cultura árabe hasta el Occidente, a la misma época que Carlomagno. Es también el país de los principales lugares de culto chiítas. Hay que preguntarse, por cierto, porqué se hace tan poco caso a este dato y tan pocos monumentos iraquíes estàn inscritos en el patrimonio mundial de la humanidad (9). Bombardear Bagdad, es tocar los símbolos. Esto no significa que no debamos hacerlo, pero que tenemos que hacérlo cuando està justificado, si no queremos que el conflicto se descontrole.

La esperanza : que se vaya Saddam Hussein

Si logramos evitar la guerra, será tal vez gracias a la salida de Saddam. El interés de tal hipótesis no se debe olvidar. No debemos aplazar la cuestión iraquí. La presión internacional no debe debilitarse. La ONU reforzando la presencia de sus inspectores, los Estados jugando su papel y las opiniones públicas movilizándose contra Saddam.

Sin embrago, no se puede imponer la democracia. Seria un error grave, sobre todo en Irak. Basándose en una medida de la Sociedad de Naciones (SDN) y en virtud del “derecho de los pueblos de disponer de ellos mismos”, los ingleses obtuvieron un mandato sobre Irak en 1920. Po ello, los ayatolás hicieron un llamamiento a la poblaciòn chiíta (mayoritaria) para luchar contra los ingleses, prefiriendo “un estado musulmán”, hasta Sunni, es decir Otomano, en lugar de occidental. No se podrìa entender, hoy en 2003, que la ONU haga un error similar, tomando una medida en favor de la guerra, contra el pueblo (que sería otra vez víctima de bombardeos) y teniendo como ultima consecuencia, instalar tal o tal títere en lugar de Saddam. La alternativa sólo puede venir del interior, aunque los factores exógenos tienen un papel que jugar.

Desorden(es) en la “vieja” Europa: errores de casting y minorìas de bloqueo

Europa ha mostrado su desacuerdo sobre la guerra. Estos mostraron su debilidad, pero también la riqueza de los debates que desencadena. Más allá de los desacuerdos, una Europa compleja està naciendo. ¡Una Europa que desea abrirse al este, pero es a veces esclava de un calendario imaginario! ¿Somos más europeos antes o después de haber hecho una promesa, la firma de un tratado? Las conexiones entre pueblos no se imponen, se viven, se cultivan. ¿Podemos decir por lo tanto que la ampliación negociada, es un error de casting? Tal vez, a ciertos niveles.

Esto se debe, por un lado, a una Europa que no supo mostrar la compatibilidad dentro de la Unión Europea de la prosperidad económica y de la seguridad. Hoy, sólo la primera etapa es tomada en cuenta por la Unión Europea (UE). Los países del grupo de Vilnius (el conjunto de los 15 países candidatos) no esperan ninguna seguridad de Europa y se da la vuelta, por lo tanto, a los Estados Unidos y la OTAN. La Política exterior y de Seguridad Común (PESC), si hubiera estado más desarrollada, habrìa sido capaz de evitar “las disonancias” europeas …

Es culpa por otra parte de “los futuros miembros”. Rusia es percibida como la antigua Unión Soviética, y por ello conservan los reflejos de la guerra fría, dàndose la vuelta hacia los Estados Unidos. Pero, tal actitud sólo muestra una incapacidad para pensar la seguridad en “el nuevo contexto” del siglo XXI. La Seguridad hoy, es el respeto hacia el otro, y la contribución de su utilidad en una relación mutua. Dándose la vuelta hacia los Estados Unidos, son los antiguos países del este los que se crean su propia amenaza rusa, porque presentan a Rusia como el enemigo. Crear una relación europea y mantener el diálogo con Rusia es el único medio que ellos tienen para establecer una verdadera seguridad, es decir una seguridad basada en la confianza mutua de los pueblos y el hecho de evitar las deudas (consecutivas a la adhesión a la OTAN) sobre varias generaciones que constituyen una amenaza en el interior de estos países

Construyendo relaciones superficiales, técnicas, es decir solo jurídicas, nos arriesgamos mañana a ver a Europa bloqueada. Para evitarlo, sólo la creación de relaciones de confianza, en una Europa abierta al mundo y consciente de sì misma, es la solución (10).

Notas :

(1) El titulo es él de un álbum de Manu Chao para los amateurs.

(3) Ver el número de Alternatives Internationales n°5 (Revista económica, Francia)

(6) Artículo publicado en el Ramsès 2003 sobre Francia y su política exterior.

(7) Otra vez según el artículo de Alternatives Internationales.

(10) Para saber más sobre la seguridad, ver de Bui Xuan Quang, La Tercera Guerra de Indochina, Ed. Harmattan, 2000.