Snapchat vs. Facebook: ¿QUIÉN GANARÁ LA BATALLA?

Artículo publicado el 2 de Julio de 2014
Artículo publicado el 2 de Julio de 2014

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

En 2013, Fa­ce­book ofre­ció 3.000 mi­llo­nes de dó­la­res para com­prar Snap­chat, una app con mucho éxito entre los usua­rios de smartp­ho­ne, sobre todo entre los ado­les­cen­tes. Ésta, sin em­bar­go, rechazó la ofer­ta. Zucker­berg no se tomó de­ma­sia­do bien esta ines­pe­ra­da reac­ción y, que­rien­do su­perar­se una vez más, ha de­ci­di­do crear una nueva app como "ven­gan­za".

La se­ma­na pa­sa­da, tras una pu­bli­ca­ción ac­ci­den­tal en la App Store, los usua­rios de smartp­ho­ne pu­die­ron ad­mi­rar en qué con­sis­tía una nueva apli­ca­ción de imá­ge­nes. Así pues, el 17 de junio de 2014 Slings­hot fue pre­sen­ta­do al mundo.

Sling­shot uti­li­za el mismo pa­trón que Snap­chat, es decir, una ma­ne­ra sim­ple de en­viar fotos a un grupo de ami­gos. Des­pués de que se haya visto la foto, ésta se au­to­des­tru­ye. La única di­fe­ren­cia con Snap­chat es que, antes de poder ver el ele­men­to en­via­do, se debe man­dar una reac­ción en res­pues­ta a la imagen recibida. El pa­re­ci­do con su rival, tanto en el nom­bre como en el modo en el que fun­cio­na, es in­quie­tan­te. Flynn, el di­se­ña­dor de Slings­hot, afir­ma que más que una apli­ca­ción de men­sa­je­ría, con­si­de­ra su crea­ción una ma­ne­ra de ejer­ci­tar la re­ci­pro­ci­dad, es decir, res­pon­de a la me­cá­ni­ca de "dar para recibir". Asi­mis­mo, Flynn opina que la app cuen­ta con un gran po­ten­cial para ani­mar a los usua­rios a subir más imá­ge­nes y dejar vol­ar su crea­ti­vi­dad, pues­to que, en pa­la­bras de Flynn, “no se trata de con­tar tu his­to­ria, sino de pe­dir­le a los demás que te cuen­ten la suya". La app se ba­sa­ra pues en un in­ter­cam­bio, ya que para poder "des­blo­quear" la foto de un amigo, de­be­rás en­viar­le una foto de lo que sea que estés ha­cien­do. Aun­que­ pue­da pa­re­cer ex­tra­ño, la gran pre­gun­ta que se plan­tea es si Slings­hot al­can­za­rá el éxito o si la gente se­gui­rá fiel a Snap­chat.

Éste no es el pri­mer in­ten­to de Face­book de com­pe­tir con otras apli­ca­cio­nes de al­can­ce in­ter­na­cio­nal y otras redes so­cia­les y se­gu­ra­men­te tam­po­co sea el úl­ti­mo. En 2010, por ejem­plo, se lanzó el nuevo e-mail @​fa­ce­book.​com, pero no ob­tu­vo una buena aco­gi­da, por lo que este año el pro­yec­to ha que­da­do can­ce­la­do. Mar­ket­pla­ce, un in­ten­to de com­pe­tir con eBay, la mayor pá­gi­na web de­di­ca­da a la venta de pro­duc­tos en todo In­ter­net, re­sul­tó un desas­tre para Mark Zu­cker­berg y poco des­pués de su lan­za­mien­to se sus­pen­dió. Del mismo modo, pese a que el vi­deo­chat de Fa­ce­book to­da­vía con­si­gue man­ta­ner­se a flote, no can­si­guió hun­dir Skype, con quien ahora co­la­bo­ra­. Otro in­ten­to fa­lli­do más de Fa­ce­book fue FBML, un pro­yec­to di­se­ña­do para me­jo­rar tu ne­go­cio atra­yen­do a más vi­si­tas de tu fan page.­ Este pro­yec­to tuvo unos re­sul­ta­dos ca­tas­tró­fi­cos y se can­ce­ló tan sólo 4 años des­pués de su lan­za­mien­to de­bi­do a sus altos ni­ve­les de com­ple­ji­dad. 

Como todos sa­be­mos, nada fre­na­rá la am­bi­ción de Marc Zu­cker­berg, pues para él sus 1.100 mi­llo­nes de usua­rios no son su­fi­cien­tes. Lo que Face­book pre­ten­de es su­perar su sim­ple es­ta­tus de red so­cial y con­ver­tir­se en el ne­go­cio más po­de­ro­so de la his­to­ria. A pesar de sus di­ver­sos fra­ca­sos, las am­bi­cio­nes de Zu­cker­berg están muy lejos de di­si­par­se. Sin em­bar­go, ahora la cues­tión es qué ocu­rri­rá con Slings­hot y si real­men­te será capaz de al­can­zar los 30 mi­llo­nes de usua­rios ne­ce­sa­rios para des­ban­car Snap­chat. Sin em­bar­go, to­da­vía no po­de­mos dar nada por sen­ta­do. Fa­ce­book es un gran com­pe­ti­dor y esto es una gran ven­ta­ja, pero, ¿será esto su­fi­cien­te?