¿Te vienes de eurocompras conmigo?

Artículo publicado el 9 de Enero de 2006
Artículo publicado el 9 de Enero de 2006

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

¿Dos características comunes a todos los paises europeos? Rebajas luego de las Navidades y ciudades repletas de buenas tiendas. Entonces, es hora de salir a cazar ofertas. ¿Vienes o no?

Lo ideal sería tener a disposición un consejero de compras personal dispuesto a acompañarnos a todos lados –como se ve en los documentales de televisión por las calles de Manhattan- y también una American Express Black, con su atractiva silueta y su poder de compra cuasi ilimitado. Para la tarjeta de crédito no tenemos sugerencias que ofrecerle, pero si en estas semanas de rebajas desea hacer turismo de compras, aquí encontrará algunos consejos para las calles europeas.

Italia: objetivo centro

¿Decir Italia es decir moda? Por una vez, dejemos de lado los históricos santuarios de las compras: vía Montenapoleonea en Milán y via Condotti en Roma. Nos zambullimos en Bolonia, ciudad universitaria, joven y versátil. Aquí, como en cualquier lugar de Italia, las primeras rebajas comienzan en Reyes, y serán oficiales sólo desde el 9 de enero para luego prolongarse hasta finales de febrero, en un escalonamiento de ofertas.

Ir a Bolonia es matar dos pájaros de un tiro: al fin de semana de compras se le puede unir una buena cocina, porque esta región es la Patria de los tortelinis, las lasañas, la charcutería y los embutidos italianos y el buen vino de la bota mediterránea. Lo ideal es alojarse en B&B. Son alojamientos amplios y, gracias al buen trato con los empleados y a su conducción dde negocio familiar se pueden aprovechar los mejores datos y consejos de hostelería a buen precio. En Bolonia, la calle comercial por antonomasia es la céntrica Vía Independenza: llena de escapates de las mejores marcas italianas; las señoras están servidas. Pero las mejores compras de Bolonia se hacen en los mercadillos: los precios son siempre convenientes y durante las rebajas no pueden ser mejores. ¿Dónde ir a revolver? Viernes y sábado la cita es en el mercado de la Montagnola en la plaza Augusto VIII, que ofrece mayoritariamente vestimenta, también de marca, pero a precios óptimos. En los últimos tenderetes encontrarán también las cosas más variopintas: artesanías africanas, indumentaria india y objetos usados de todo tipo.

Puesto que Bolonia está a una hora de viaje de Florencia, es obligatorio pasarse por la Toscana. Caminando por sus maravillas arquitectónicas, se pueden hacer compras de la mejor ocasión: en Vía Tornabueoni y en Vía Calzaiuoli están concentrados los negocios de los más famosos estilistas italianos: Armani, Prada, Dolce & Gabbana. Aunque lo obligatorio en Florencia es comprar un bolso o una cartera: los toscanos son los maestros indiscutidos en la elaboración de marroquinería y artículos de cuero; en las tiendas del centro seguramente encontrarán la chaqueta y el cinturón perfectos para cada cual. ¡Los compradores compulsivos están advertidos!

A la conquista del este: Budapest y Praga

Volando a bajo coste, bastan unas cuantas horas para llegar a Budapest desde Londres, Roma, Madrid o París, y ahora es momento de apresurarse, porque aquí las rebajas comenzaron el 27 de diciembre. Ya se sabe: al que madruga dios le ayuda. El Este está de moda: además de las grandes marcas de la globalización, se pueden encontrar las firmas autóctonas menos conocidas para el público extranjero. Las compras se hacen allí en los centros comerciales. Tres son las indicaciones a tener en mente si se decide ir a Budapest: Vàci Utca para quien se sienta con ganas de glamour, Westened City Center para quien tenga alma hip-hop, y Asia Center: el outlet para la compra a bajo precio. Se puede pasar la noche también en plan low cost en los mejores hoteles cerca de la ciudad.

Praga también es otra perla del Este. La Wenceslas Square y la avenida Narodni Trida son los lugares donde más escaparates se pueden contemplar, pero a causa de su localización céntrica tienen precios más bien altos. ¿El consejo? Andar también por las calles menos turísticas: Praga tiene una rica cultura juvenil y está repleta de negocios donde encontrar indumentaria de tribus diferentes. Por otra parte, Praga es una ciudad mágica y no sólo por las compras: la página web My Czech Republic ofrece consejos útiles para organizar la visita y encontrar los mejores lugares para los más exigentes.

Inglaterra: la prisa es obligación

A Londres, tradicional capital europea de las compras, y a su Oxford Street todos los conocen. Movámonos un poquito al norte: ¿saben por qué cuestión es conocida Manchester? He aquí que en Gran Bretaña puede encontrarse la mayor variedad de ropa de segunda mano, todo rigurosamente catalogado de los años sesenta, setenta y ochenta. Todo muy cool en la patria de los estilos y del vintage.

Las rebajas en Manchester, como en buena parte de Inglaterra, comienzan después de Navidad. Entonces, hay que darse prisa para encontrar las mejores gangas. ¿Dónde buscar? Northern Quarter ofrece numerosas rebajas firmadas por Oxfam Originals, My Goodniss! y Pop Boutique, y pueden hacerce escapadas a la multitud de tiendas ubicadas dentro del Affleck’s Palace, que se asemeja al afamado Camden Town de Londres.

Dado que toda la ciudad está plagada de infinidad de tiendas, la mejor solución es hacerse con un buen mapa de la ciudad y pasear a la caza de ofertas. En Manchester también se puede dormir en hostales situados en Potato Wharf, una zona muy bonita llena de locales smart.

Barcelona: Ofertas progresivas

En los últimos años, España también ha entrado en el Olimpo de la moda: nombres como Camper, Custo, Dalmau y Antoni Miró han rendido culto al estilo made in Spain. Aquí, las rebajas comienzan el 7 de enero y pasan por distintos períodos: de la reducción del 30% de los primeros días, se llega finalmente al 70% u 80% de descuento en febrero... ¡Casi regalos!

Paseo de Gracia, Rambla de Cataluña y Vía Pelayo son etapas obligatorias: aquí se encuentran desde las tiendas de los grandes modistas hasta los más baratos; desde firmas internacionales hasta las camisetas de Custo que también tienen éxito en todo el mundo.

Para quien no tenga muchas ganas de caminar, el consejo es asaltar un centro comercial: el más famoso es seguramente El Corte Inglés, pero también valen la pena La Maquinista y el Ilia Diagonal. Para tener todo al alcance del la mano, la mejor elección es alojarse cerca del barrio de Gracia. Más allá de un encontrar un acogedor hostal, se puede contar con la cercanía de tiendas y restaurantes en el corazón de la movida catalana.

Colaboraron es este artículo: Letizia Gambini de Florencia, Judit Járadi de Budapest, Miriam Rodríguez de Barcelona, Lindsey Evans de Manchester y Andrea Fialková de Praga.