UE: ¿Qué vamos a hacer con Grecia?

Artículo publicado el 11 de Febrero de 2010
Artículo publicado el 11 de Febrero de 2010

Atención, este artículo no ha sido revisado ni publicado en ningún grupo

Previo a la cumbre extraordinaria de la UE que se celebra el 11 de febrero en Bruselas, numerosos países comunitarios se muestran dispuestos a ayudar a Grecia, que se halla en una situación crítica debido a su endeudamiento. La prensa europea teme que el euro se desvalorice y vincula por esa razón el respaldo al país mediterráneo con la toma de severas medida

por eurotopicsFrankfurter Allgemeine Zeitung - Alemania: No fue así como se vendió el euro a los alemanes

Alemania no debe responder por las deudas de Grecia, opina el periódico conservador Frankfurter Allgemeine Zeitung: "No fue éste el modo en que se les vendió el euro a los alemanes. Antes de la despedida del marco alemán se firmó el Tratado de Maastricht, que prohíbe expresamente que un miembro de la Unión Monetaria se responsabilice por las deudas de otro. […] ¿Deben trabajar los alemanes en el futuro hasta los 69 años en lugar de hasta los 67 para que los griegos puedan disfrutar de su jubilación anticipada? […] Si se rompe la cláusula del 'no bail out' del Tratado de Maastricht, se resquebraja el último anclaje para un euro estable. Luego ya no habrá límites de contención, ni para especuladores ni para dedudores estatales. Si la eurozona se convierte en una comunidad de deudores, todos los ciudadanos pagarán por ello un alto precio en forma de devaluación de su dinero y de sus pensiones. La canciller federal alemana Angela Merkel debe mostrar dureza en la cumbre de jefes de Gobierno europeos que se celebra hoy [jueves] a fin de que no se debilite el euro". Artículo completo (11/02/2010).

Dnevnik - Bulgaria: Las ayudas deben tener un precio

Grecia tiene que responder de alguna manera a la ayuda de Europa en opinión del periódico Sega, que advierte de no brindar demasiada confianza al país: "Según la lógica de la solidaridad europea, los socios de la UE deberían ayudar a Grecia. Pero la lógica de la justicia deberá llevar hoy [jueves] en la cumbre a tomar la decisión de que estas ayudas tengan su precio. Los griegos van a tener que apretarse el cinturón y llevar a cabo reformas. Del mismo modo que tuvieron que hacer muchos países de Europa del Este en los años 90. [...] Tampoco se debería tener por cierta la estadística griega manipulada políticamente después de que los griegos se colaran en la eurozona a fuerza de falsificar datos y hayan estado ocultando diez años la dilapidación de medios presupuestarios y subvenciones. Ahora puede suceder lo contrario: que inflen el problema para mostrar los supuestos logros que podrán alcanzar". Artículo completo  (11/02/2010).

De Standaard - Bélgica: Problemas en Grecia, problemas para el euro

La grave crisis de endeudamiento que atraviesa Grecia influencia de manera negativa la moneda común, escribe el periódico De Standaard: "La situación griega muestra que actuar demasiado tarde lleva a que haya que intervenir luego con medidas extremadamente dolorosas. Las cargas están repartidas de manera desigual entre los hombros más fuertes y los más débiles. Las personas pierden sus empleos, se recorta la ayuda social y las pensiones se ven amenazadas. Por el contrario, los especuladores ganan dinero deshaciéndose de obligaciones del Estado y comprándolas luego más baratas. El euro, el resultado más saliente en los 50 años de lo que va de integración europea, sale perjudicado de esta ventura. Esperemos que esto también tenga su lado bueno. A fin de cuentas, ahora queda claro que es imprescindible una mayor integración política de los países de la eurozona". Artículo completo (11/02/2010).

Hospodářské noviny - República Checa: Solo se puede pensar en la ayuda del FMI

Los países de la eurozona deberían permitir que les ayude el Fondo Monetario Internacional (FMI) según el periódico Hospodářské noviny: "Europa como un todo no puede ayudar a Grecia. Es algo que está expresamente prohibido por el acuerdo sobre el que se fundó la eurozona y sobre el que se asienta la misma. Sólo se podría pensar en algún tipo de ayuda bilateral, que es a lo que tienden principalmente Alemania y Francia. [...] Lo mejor, sin embargo, sería pedir ayuda al FMI, en Washington. Es algo que los países de la eurozona se han negado a hacer hasta ahora; la ayuda exterior podría interpretarse como una señal de que los países de la eurozona no pueden solucionar sus problemas por sí mismos. Pero en el caso de Grecia se debe dejar de lado este orgullo. A fin de cuentas se trata del futuro de la Unión Monetaria y de la fuerza de su moneda. El FMI posee los medios suficientes para obligar a los países a ahorrar de manera draconiana. Es algo que ya han demostrado los ejemplos de Letonia y Hungría". Artículo completo (11/02/2010).

Foto ©tom.tziros/flickr