Un español y otros europeos en el World Press Photo 2007

Artículo publicado el 20 de Abril de 2007
Revista publicada
Artículo publicado el 20 de Abril de 2007
Un bombardeado Beirut, París, Turkmenistán y Burundi –los acontecimientos más importantes de 2006- han sido capturados en imágenes y reconocidos en la ceremonia de premios anuales que tiene lugar en Ámsterdam el 21 de abril.

1955. Una fotografía en blanco y negro de una accidentada motocicleta, con las piernas de su conductor en el aire tras chocar contra las balizas de un circuito de carreras, ganó la primera edición del premio fotográfico World Press, que galardona la noticia fotográfica del año. El ganador danés fue el precedente europeo que invitó a fotógrafos de todo el mundo a enviar, después, sus mejores imágenes al certamen. Las categorías van desde “noticias generales” hasta “deportes de acción”, “retratos” e “historias”.

“Nos interesan las fotos que mejor reflejan la comunicación visual de una noticia”, afirma Kari Lundelin, jefe de Comunicación de World Press Photo. Los premios 2007 tienen un fuerte componente europeo con un jurado compuesto por 13 expertos entre los que se encuentran fotógrafos alemanes, ingleses, holandeses y franceses y directores de agencias fotográficas.

Spencer Platt (Getty images, EE UU): la foto del año 2006

El fotógrafo holandés de Reuters y miembro del Jurado Jerry Lampen alabó esta foto por mostrar lo absurdo de la Guerra libano-israelí contra los militantes de Hezbollah del pasado verano. “Tiene el dinamismo que falta a menudo a las fotos sobre conflictos”, explica su autor norteamericano Spencer Platt, de Getty Images. “Sus incongruencias y elementos surrealistas nos dicen mucho acerca de las culturas, individuos y la habilidad de la gente para seguir adelante durante una guerra.”

Muchos medios de comunicación malinterpretaron la imagen de la gente en el coche, que estaban conduciendo en realidad en su propio barrio. “La foto no fue un montaje ni fue manipulada de ningún modo. Por lo que sé, esos libaneses perdieron sus casas o amaron durante la guerra de ese verano. Esta foto no podría haberse realizado en ningún otro rincón del mundo. Es el adorable, triste y surrealista Beirut.”

Denis Darzacq (Agence Vu): ganador en la categoría Artes y Espectáculos

“Al contrario que muchos ganadores del Premio World Press Photo, que trabajan para periódicos o revistas, mi trabajo cuelga de las paredes de las galerías”, nos cuenta el fotógrafo parisino Denis Darzacq. “El jurado ha dado un gran paso hacia delante concediéndome este premio”.

El hombre que describe la relación entre documental y arte como una “boda militante” hizo una serie de fotos donde jóvenes caen al suelo en La Chute (La Caída) al norte de París. “Invité a algunos jóvenes atléticos a saltar sobre un trasfondo neutro, sin que se pueda saber si la imagen fue tomada en un barrio rico o pobre, en Londres, Berlín o París. El 95% de La Chute se ha hecho con carretes de una cámara manual.

“El metafórico trabajo refleja un sentido de urgencia sobre la realidad de la juventud en Europa. Tengo 45 años, y puedo pensar y escribir para expresarme. Para los jóvenes, el primer lenguaje es su cuerpo, viviendo en un mundo en el que tenemos miedo de todo –de China, el Islam, EE UU-. La caída proporciona un sentimiento de urgencia entre la suspensión y la espera”.

“Mi imagen no es tanto un comentario social, como una expresión del deseo de ser más fuerte de lo que en realidad somos. Tiene un sentido antiestético y también político, pero cada uno puede interpretar las fotos como desee. Las imágenes plantean más preguntas que respuestas.”

Nicolas Righetti (Rezo): ganador de la categoría Retratos

“Visité Turkmenistán unas cuantas veces el año pasado, cuando el dictador Saparmurat Niyazov vivía todavía (murió en diciembre de 2006)”, recuerda el genovés Nicolas Righetti. “La imagen del Presidente coronaba el baño de la casa de mi guía, en la posición en que generalmente se encuentran los espejos. Hasta cuando se cepillaba los dientes, mi guía miraba a su inteligente y encantador rey.”

“Antes, había tenido que visitar Corea del Norte, otro país cerrado al mundo, donde no tuve la oportunidad de hablar con la gente. En Turkmenistán conseguí superar las barreras lingüísticas y la censura.”

“El periodismo fotográfico es simbólico. Una foto es un pequeño momento en el tiempo que nos cuenta una historia. En la actualidad, todo el mundo tiene una cámara, pero una buena foto cuenta una historia. Y eso no es fácil hacerlo.”

José Cendón: ganador de la categoría Temas Contemporáneos

“Tenía mi base en Ruanda, y me encontraba cubriendo la región de los Grandes Lagos para la agencia France Presse”, explica el español José Cendón. “Encontré sorprendente que en una región con un número de muertos y guerras tan elevado casi nadie se dedicara a trabajar sobre la salud mental”. “Esta foto fue realizada en el hospital neuropsiquiátrico de Kamenge, en Buyumbura, capital de Burundi. El enfermo está acostado en una especie de cama de piedra, dentro de una celda de aislamiento. Escogí el momento en el que se incorpora con gran esfuerzo. Parece una estatua griega, con todas las líneas delineando su figura.”

Esta historia es parte de un trabajo más amplio sobre la falta de salud en la Región de los Grandes Lagos, en África, titulado Miedo en los Grandes Lagos. “Intenté mostrar el sufrimiento de los enfermos de una forma personal. Quería impresionar a la gente que mira mis fotografías. No creo que pueda cambiar muchas cosas con mis fotos, pero al menos puedo estar donde quiero estar y decir algo.”

Agradecemos su colaboración a Mariona Vivar Mompel

Próximas exposiciones del World Press Photo

24 de abril – 17 de junio: Ámsterdam, Oude Kerk

26 de abril – 27 de junio: Hamburgo, Grüner + Jahr Pressehaus

27 de abril – 27 de junio: Atenas, Aeropuerto Internacional de Atenas

27 de abril – 20 de junio: Poznan, Centro Cultural Zamek

30 de abril – 27 de junio: Knokke-Heaist, Centro Cultural Scharpoord

6 de mayo – 21 de junio: Milán, Galleria Carla Sozzani

8 de mayo – 21 de junio: Split, Akvarij

Foto portada: Micro-photo: Michael Bretherton(por cortesía de World Press Photo)