Zapping: la rentabilidad de la producción ajena

Artículo publicado el 18 de Noviembre de 2008
Artículo publicado el 18 de Noviembre de 2008
Los programas de zapeo ocupan parrillas televisivas por toda Europa. Italia, Francia, Alemania, Polonia, España… Recorrido por las teles europeas

El 17 abril de 1989, se materializó una idea que revolucionaría la televisión moderna. La cadena italiana Rai 3 emitía por primera vez Blob, un cóctel televisivo elaborado a base de fragmentos de otros programas. No había ningún comentario, pero el simple orden de la secuencia ya conseguía decir mucho por si solo, dando lugar a la sátira y la ironía. El título está inspirado en el film estadounidense de terror The blob (La mancha voraz) . Aunque quizá las imágenes de la emisión italiana (entre las que abundan las de carácter político) causen miedo de una forma muy distinta a la película.

Fue todo un éxito. El avispado director de programas de Canal Plus Francia, entonces Alain de Greef, no tardó en copiar la idea. Desde septiembre de 1989 se emite El Zapping, que en cuatro minutos muestra la actualidad política y social a través de fragmentos televisivos que destacan por divertidos o curiosos.

Rentable en cualquier lengua

Y de Francia a España. En 1990, la recién inaugurada Canal Plus España lo integró como un espacio de tres minutos dentro del magazine Lo más plus. Junto con Los Guiñoles, otra importación de la cadena de su país vecino, fue el espacio que marcó el programa y que se mantuvo inamovible hasta su última emisión, tras más de diez años.

El original formato siguió extendiéndose por Europa. A las parrillas de la cadena alemana Premiere llegó en 1993, bajo el nombre de Premiere Zapping. En Polonia se llama Łapu-capu y también lo difunde Canal Plus.

Zapping hecho parodia

Kalkofes Mattscheibe (el tubo catódico de Kalkofe) es todo un fenómeno en Alemania. Se trata de una emisión de la cadena Pro7 en la que su presentador, el famoso cómico Oliver Kalkofe, imita a los protagonistas de las situaciones más absurdas y delirantes de la televisión. Y es capaz de sacarle punta a todo: desde un corresponsal asustado porque la conexión falla hasta algunos momentos de la clásica tele tienda.

En España Homo Zapping tuvo bastante buena acogida. No se emitía ni un solo segundo de programas de otros canales, sin embargo su grupo de actores parodiaba las producciones televisivas más populares. Y no se conformaban con el género español. Series de ficción conocidas en todo el mundo como House o C.S.I. eran a menudo ‘analizadas’ por Homo Zapping.

A día de hoy, Sé lo que hicisteis… es una de las emisiones de más éxito de la cadena española La Sexta. La mayor parte de sus contenidos giran en torno a fragmentos de tele basura de otras cadenas que comentan en clave de humor o parodian. Y parece que esto no cae muy bien en la competencia. Recientemente, Telecinco ganó una querella interpuesta al programa por atentar contra los derechos de autor al emitir sus contenidos sin permiso. Lejos de apocarse, los guionistas del programa se han beneficiado de la denuncia para crear todo tipo de nuevas situaciones cómicas y registrar las mejores cuotas de audiencia de toda su historia gracias a la polémica desatada.