Bucarest

¿QUÉ TAL UN POCO DE CIANURO?

Artículo publicado el 16 de Diciembre de 2007
Artículo publicado el 16 de Diciembre de 2007
A. Si os apeteciera, podríais degustarlo cuando el producto –normalmente disponible en el aire, el agua o la comida- inunde el mercado rumano. Se espera que la oferta ‘atípicamente’ supere la demandada y obligue a los proveedores a bajar el precio de cada molécula de Cianuro de Hidrógeno (HCN) esparcida, así hasta que el riesgo de contacto con el HCN ‘pueda ser’sea accidental. B.
Si no os apetece, deberíais plantearos la posibilidad de apoyar una iniciativa legal contra el uso del cianuro en la minería. Sólo tenéis que visitar la siguiente dirección: http://www.farmacianura.ro/

La “Coalición por una Rumania sin Cianuros” fue fundada por varias ONG’s medioambientales, nacionales e internacionales para apoyar una propuesta legislativa que prohíba el uso del cianuro en la minería rumana y asimismo desarrollar una campaña informativa para concienciar a los miembros del Parlamento de las consecuencias de sus votos. Inicialmente concebido como un proyecto común de la UDMR (Unión Democrática Húngara de Rumania) y el PRM (Partido Rumania Grande), esta propuesta está pendiente del voto de los MP’s Rumanos entre el 15 y el 20 de diciembre.

Y aunque actualmente no existen en Rumania explotaciones mineras en las que se emplee el cianuro, esta propuesta tiene como objetivo lograr un marco legal que evite catástrofes medioambientales como la de Baia Mare (Rumania) en el año 2000, cuando los residuos de una mina de oro de explotación australiana contaminaron las aguas del río Somes y provocaron “la peor tragedia ambiental después de Chernobyl”, según la Unión Europea. Este desastre afectó las aguas del río Somes, el Danubio y el Tiza afectando así a Rumania, Serbia y Hungría. La opinión internacional ‘dividió’ los efectos de la catástrofe entre un porcentaje regular que los contribuyentes rumanos no han terminado de entregar al Estado húngaro. El daño causado en Hungría a través del río Tisa está siendo pagado exclusivamente por el Estado rumano, justo desde que la compañía minera australiana “Esmeralda” –explotadora de la mina- se declaró en bancarrota. De modo que, para evitar este tipo de conflictos, en los que los autores prefieren ‘declararse en quiebra’ antes que asumir su responsabilidad, es necesario que las autoridades fortalezcan su legislación vigente.

Poster_peste_deputati_croped.jpg Centrados en la materia, rediseñar la “Ley de Minas” responde también a ‘necesidades’ como la planteada por la compañía canadiense “Rosia Montana Gold Company” quien propuso utilizar el cianuro para ‘hacer más eficiente’ la extracción de oro. El área a explotar y ser fundida compromete a cuatro poblaciones del Condado de Alba donde se halla un patrimonio arqueológico único en Europa (Las Galerías romanas), una incomparable diversidad de flora y donde habita una comunidad multicultural. Dejando de lado todo tipo de medidas de seguridad, estén o no apoyadas en el uso de la tecnología, nunca se puede estar seguro de que ‘RMGC’ no vaya a declararse insolvente ante los inmensos costes ecológicos, sociales y económicos que puedan ocasionar conflictos con los países fronterizos. Olvidar el precedente de Baia Mare puede convertir nuevamente al Estado rumano en el único responsable ante los afectados si RMGC se declarara en bancarrota.

Además, los efectos indirectos sobre la salud humana van más allá del poder común de estimación, cuando en la manufactura de un anillo de oro son empleadas hasta 20 toneladas de residuos. Cumplir con las normas medioambientales vigentes para evitar cualquier riesgo de la salud a corto plazo, implica supervisar solamente tres categorías de cianuro: el cianuro libre, el ácido - poco cargado – disociable ‘WAD’, y el cianuro total. Sin embargo, esto no implica controlar otros compuestos no controlados cuyos efectos se visualizan a medio y largo plazo. Entre los estados que han regulado el uso del cianuro en la minería, bien para evitar que se repitan otras catástrofes o para pregonar con el ejemplo, podemos incluir a Turquía, Honduras, Costa Rica, Perú, Filipinas, Argentina, así como a los estados norteamericanos de Montana, Wisconsin y Colorado. Respecto a la Unión Europea, cabe mencionar que las políticas mineras son de competencia estatal. Hasta el momento Alemania, la República Checa y Grecia han aprobado leyes que cuidan de la seguridad de sus ciudadanos limitando o prohibiendo el uso del cianuro en la minería.

por Geanina Turcanu

Traducción: Jorge Salazar, Geanina Turcanu