La Parisienne de cafébabel

La venta de alcohol para menores

Artículo publicado el 30 de Noviembre de 2008
Publicado por la comunidad
Artículo publicado el 30 de Noviembre de 2008
“La principal medida que preparo es la prohibición total de la venta de alcohol a menores”, ha declarado la ministra francesa de Sanidad, Roselyne Bachelot, en una entrevista concedida al Journal du Dimanche el pasado 12 de julio.

Como reacción a una encuesta alarmante publicada por la Oficina Francesa de Drogas y Toxicomanías (OFDT, en sus siglas en francés), según la cual el 84% de los menores de 15 años ya habría consumido alcohol, el Ministerio de Sanidad prevé la prohibición total de la venta de alcohol a los menores en las discotecas y en los bares, así como en las tiendas de comestibles y en los supermercados.

Esta medida está acompañada de otra prohibición, la del principio “open-bars”, que permite a los más jóvenes consumir el alcohol que quieran una vez que han pagado la entrada de la fiesta en cuestión.

¿Cómo  han recibido estas medidas los puntos de venta de alcohol afectados?

Para la camarera de una discoteca para jóvenes de París, estas nuevas normas tendrán un impacto seguro sobre su clientela, que está compuesta en su mayoría por menores. El alcohol es un problema para los jóvenes, que a menudo quieren emborracharse rápidamente consumiendo alcoholes fuertes. Según ella, “es necesaria una legislación estricta, los controles de identidad continúan haciéndose a la entrada de la discoteca, pero no dentro cuando el joven quiere consumir”.

Una ley poco respetada

En efecto, desde 1991, la ley Evin prohíbe a cualquier establecimiento francés vender alcohol a menores de 16 años así como bebidas de alta graduación a los menores de 18. Sin embargo, como señala Bachelot, es una ley “difuminada, imprecisa”. Un ejemplo que demuestra su ineficacia es Morgane, una chica de 16 años, para el que conseguir alcohol no es un problema. Para esta adolescente basta con ir al supermercado. Además, cuenta que, a veces, ha consumido alcohol directamente en un local con amigos más jóvenes que ella sin que el dueño controle qué edad tienen. Por lo tanto, si las leyes que existen desde hace más de 15 años no se respetan, ¿cabe esperar que las nuevas medidas propuestas por el Gobierno caigan también en saco roto?

 

¿Y en Europa ?

En la Unión Europea no existe una legislación homogénea en este sentido. Las políticas varían dependiendo del país: en Dinamarca, la venta de bebidas alcohólicas está prohibida a los menores de 16 años; en España, a los menores de 18; y en Finlandia, a los menores de 20 (para las bebidas que sobrepasan los 22 grados de alcohol). Otros tres Estados miembros no aplican ninguna legislación. Los pocos textos que existen sobre una política europea común en este sentido se enmarcan dentro de una sensibilización por parte de los Veintisiete, sin enfrascarse en una verdadera propuesta de legislación. La recomendación del Consejo del 5 de junio de 2001 invita a los Estados miembros a “profundizar sobre las informaciones disponibles”, que revelan un aumento preocupante del consumo de alcohol entre los jóvenes europeos. Además, aboga por proteger a los menores de la publicidad de bebidas alcohólicas. Desde 2001, no se ha tomado ninguna medida concreta a escala europea.

Kévin Guelton

Traduccion : Alfonso C. Cobo Espejo

Photos

N°1 -> Photo / Kévin Guelton

N°2 ->  La ministre française de la santé Roseline Bachelot ( Photo Mathieu Genon / Flickr)