Sociedad

Día de la Mujer que se organiza en el continente

Artículo publicado el 7 de Marzo de 2008
Artículo publicado el 7 de Marzo de 2008
Igualar, por arriba, las leyes de protección de la mujer en la UE: una idea que entusiasma, un derecho evidente defendido por las militantes europeas y que tiene a España como buen alumno.

La idea va calando. Desde hace algunos años, unas 30 militantes de la asociación francesa Choisir la cause des femmes se atarean con textos legales en todos los idiomas de la UE, animando a sus colegas feministas para que sus proyectos se trasladen a todos los países. Los políticos también se han reunido con ellas. Ya sean juristas, sociólogas o profesionales, también ellas saben vestirse de lobistas para hacer valer sus demandas en los pasillos del poder.

España, un ejemplo contra la violencia de género

Realista y ambiciosa: la Cláusula de la europea más favorecida es el nombre dado a esta idea nacida en Francia y que recorre Europa sumando adhesiones: “Se trata de tomar, dentro del derecho de cada país miembro, las disposiciones más favorables a las mujeres para que formen todas unidas el mínimo común múltiplo de sus derechos, un ramo legislativo ofrecido a cada europea”, explica esta asociación fundada por Gisèle Halimi y Simone de Beauvoir, en 1971.

Lo mejor de lo mejor: estos textos legales recogen la flor y nata de los derechos de las mujeres. Votados y ratificados en los parlamentos de Letonia, España o Suecia. Pronto serán compilados en un libro que aparecerá en el mercado en primavera: “La ley integral española es la que mejor aborda este tema de la violencia contra las mujeres”, asegura Violaine Lucas, la coordinadora de este proyecto, también profesora de francés; “su visión ha sido coordinada transversalmente entre varios ministerios, el de Justicia, el de Interior, el de la Vivienda y el de Sanidad. Holanda es también un modelo histórico en materia de planificación familiar y aborto, prosigue, todos los contraceptivos son financiados por la Seguridad Social.”

Una Europa humana y no sólo de mercaderes

Para las militantes de Choisir la cause des femmes (Elegir la causa de la mujer), Europa es un trampolín y los derechos de la mujer la piedra de toque. “La construcción europea hay que transformarla en otra cosa que un rodillo económico”, piensa Violaine Lucas. Después del acero y el carbón, el euro, la circulación de bienes y personas y la abolición de la pena de muerte, esta asociación espera que la UE sea más humanista: “La UE es portadora de valores hermosos. Hay que explotarlos más”.

¿Cómo hacerlo? Lanzada en 2005, esta Cláusula de la Europea más favorecida debe trasladarse a texto normativo en todos los países de la UE. Misión difícil: cada Estado es dueño de su derecho. “O el Parlamento europeo toma la iniciativa de una ley que someta a la Comisión europea, para que luego esta la transforme en directiva y por último se vuelva a discutir y aprobar en la Eurocámara; o bien la iniciativa proviene de la Comisión europea para someterla al Parlamento”, explica a las militantes Francis Wurtz, eurodiputado del grupo de Izquierda Unitaria Europea.

“Todo dependerá de nuestra capacidad de convencer y entusiasmar alrededor de esta idea”, insiste Violaine Lucas. La hoja de ruta es la de la igualdad entre hombres y mujeres de la Comisión, un programa estblecido hasta 2010. “Entre el fuerte y el débil, es la libertad la que oprime y la ley la que libera”, lanza Gisèle Halimi, abogada de profesión. “Parece una utopía”, concluye Violaine Lucas, pero el derecho está ahí para materializarla. Así que adelante con nuestro combate”.

El libro de la asociación Choisir la cause des femmes será editado en primavera de 2008 en la editorial Editions de Femmes

Descubra el blog titulado para saber más sobre la más favorecida.

Europe des femmescláusula de de la europea