Sociedad

Maternidad: debate europeo con un pan bajo el brazo

Artículo publicado el 8 de Octubre de 2008
Artículo publicado el 8 de Octubre de 2008
El comisario de Empleo y Asuntos Sociales, Vladimir Spidia, presenta el 8 de octubre un proyecto de directiva para ampliar el permiso de maternidad en Europa. Algunos consideran que la medida perjudica a las mujeres

El 8 de octubre, el comisario de Empleo y Asuntos Sociales, Vladimir Spidia, presenta un proyecto de Directiva Europea en la que la se prevé aumentar el permiso de maternidad de las 14 semanas vigentes en la actualidad a 18 semanas en todos los países de la Unión, recibiendo su salario íntegro. En palabras del comisario de Empleo “esta ampliación favorecerá los vínculos entre la madre y el hijo a la vez que podría mejorar la permanencia de las mujeres en el mercado laboral”. 

Esta directiva, que orientará y fijará los objetivos de las políticas de maternidad en Europa, sustituye a un texto anterior, la directiva 92/85, que data de 1992 y está todavía en vigor, donde se establecía que el permiso de maternidad en los países de la Unión debía de ser de al menos 14 semanas de duración, de las cuales dos eran obligatorias.

Situación de los permisos de maternidad en distintos países europeos:

España: 16 semanas, 100% del sueldo Portugal: 12 semanas, 100% del sueldo Francia: de 16 a 26 semanas (dependiendo de cuantos hijos se tengan), 86% del salario Irlanda: 14 semanas, 100% Liechtenstein: 20 semanas, 100%

Durante todo este tiempo, muchos países ya han sobrepasado a esta directiva aprobada hace más de 16 años, encaminada a marcar los mínimos en las políticas de los países miembro

(raphaël Goetter/flickr)Si al final el texto sale adelante y se convierte en directiva, se tendrán que dar plazos de revisión y adecuación. Así, en la directiva vigente, la 92/82, se dejó un plazo de dos años para que se ajustaran las políticas nacionales a la obligaciones impuestas por Europa, y para el año 1994 todos los países miembros tenían que cumplir con los objetivos citados en tal Directiva.

Incoherencia

Algunos, sin embargo, muestran su desacuerdo con tal medida. Este es el caso de la Plataforma por permisos iguales e intransferibles de nacimiento y adopción (PPIINA), un conglomerado de asociaciones españolas de diverso índole unidas para la consecución de la igualdad entre hombres y mujeres, también a la hora de tener un hijo. Estos denuncian a través de un comunicado publicado en su blog que la “desigualdad entre los permisos de maternidad y paternidad refleja la concepción de que son las mujeres las que deben ocuparse prioritariamente del cuidado de los hijos”, lo que contradice, a su juicio, los valores actuales de la sociedad. Además, tachan a la Comisión Europea, “que clama por la igualdad a la vez que toma medidas en sentido contrario”, de incoherente. Alegan también que medidas como la actual no hacen sino desfavorecer la contratación de mujeres en edad fértil.

“Intransferibles, de igual duración y con la misma parte obligatoria”. Así considera PPIINA que deberían ser los permisos de maternidad, con seis semanas obligatorias de permiso también para los padres en caso de nacimiento. Igual que las que ya tienen las mujeres.