Sociedad

Roberto Bennati: en el tráfico de animales Rumania es la oveja negra

Artículo publicado el 3 de Octubre de 2007
Artículo publicado el 3 de Octubre de 2007
Nueva legislación en Europa para la protección de los animales. Entrevista al Vicepresidente de la Liga anti-vivisección italiana.

¿Qué países de la UE prestan una mayor atención a los animales?

Sin duda los países del Norte de Europa, como el Reino Unido, Dinamarca, Finlandia y Suecia. Y no por casualidad, es justo en estos países donde la mayoría de las familias tiene un animal en casa. El Reino Unido, ya a finales del siglo XIX, había aprobado la primera ley para la protección de los animales domésticos. Es justo allí donde se ha registrado el primer caso en el mundo de un juicio por maltrato a los animales. En efecto, el propietario de un perro fue condenado [en enero de 2007] como responsable por el sobrepeso del animal debido a una incorrecta alimentación.

¿Y en Italia?

En los últimos quince años se han dado pasos significativos. Desde 1991, por ejemplo, en Italia está prohibido matar animales sueltos en la calle o en las perreras. Una práctica todavía presente en muchos otros países europeos. Desde 2004, causar daños o tener animales en un estado no compatible con los usos y costumbres locales está sancionado gravemente, e incluso en algunos casos puede llevarnos a la cárcel.

Muchas veces se ha oído hablar de peleas entre perros. ¿Es una práctica muy extendida?

En la Europa de los Quince se detectaron combates en Francia, Inglaterra, España e Italia. En el Reino Unido, se ha solucionado el problema de un modo radical. Tratando de eliminar las razas implicadas en el fenómeno, sin introducir una legislación específica contra los combates. En Italia, por ejemplo, se ha seguido una estrategia diferente, tratando en primer lugar de reprimir el delito [muchas veces vinculado a la mafia ndr]. En los años noventa, el problema alcanzó su máximo nivel llegando a todo el país. Después de 2004 se han agravado las sanciones con multas de hasta 160.000 euros y tres años de prisión. Las estimaciones actuales arrojan una cifra de negocio en torno a los 300 millones de euros con un fuerte descenso con respecto a la los años anteriores.

¿Existe también un tráfico clandestino de animales?

Después de la entrada en la UE de algunos países del Este como Rumania, se está registrando un tráfico ilegal de cachorros de perro hacia Francia, Italia y Alemania. Un fenómeno muy difícil de cuantificar. Algunos datos hablan de más de 10 millones de euros de tráfico sólo en el año 2006. Estos animales se destinan a alimentar el comercio de cachorros que en algunas partes del año muestra un fuerte crecimiento. Rumania es el país más implicado, además de tener la menor protección hacia los animales. Las asociaciones denuncian que se mata a los perros en la calle, aquellos que sobreviven están en muy malas condiciones sanitarias y no existe una reglamentación específica.

¿Qué está haciendo la Unión Europea para mejorar la situación?

A nivel comunitario los animales están adquiriendo un nuevo estatus jurídico. Y no sólo los de compañía, sino también los de trabajo. La UE está legislando diversas materias y por primera vez ha establecido un Plan quinquenal Comunitario para la protección y el bienestar de los animales (2006-2010). Se están tomando grandes medidas para avanzar a nivel normativo y aquí en el laboratorio trabajamos todos los días para adecuar la normativa a la práctica diaria.