Carné de conducir unificado: otro gazapo de la Comisión Europea

Artículo publicado el 21 de Enero de 2013
Artículo publicado el 21 de Enero de 2013

“Todos los nuevos permisos de conducción europeos se expedirán con arreglo a un nuevo formato: el de una tarjeta de crédito”. De todas las fantásticas propiedades que tiene el carné de conducir unificado, que se expide a partir del 19 de enero para todos los europeos, el símil con una tarjeta bancaria define a la perfección el clima de privatización que atraviesa Europa. Sin embargo, tal y como muestra el vídeo difundido por la Comisión Europea, nos negamos a que el vetusto permiso neerlandés, que existirá junto a los anteriores carnés hasta 2033, sea el aguafiestas de esta revolución que afectará a los 300 millones de conductores que hay en la Unión. El pobre, que se persona en el minuto 0:06 con una copita en la mano, va más allá que Jesucristo en las bodas de Caná y, por arte de magia —en el minuto 0:12—, hace aparecer una ponchera que, mira tú por dónde, lanza al suelo. La Comisión Europea no solo instaura la renovación obligatoria de este carnet cada 10-15 años, sino que también deja claro que los gazapos y la falta de creatividad son señas de su hacer.